·

Historias de cuarentena: Un niño de 10 años engañó a la Policía para ver a sus abuelos

Ocurrió en Córdoba. El pequeño de 10 años se había ido de su casa para ver a sus abuelos, se encontró con dos policías que patrullaban la zona y les dijo que estaba perdido. Pero no regresó a su hogar: condujo a los uniformados hasta la casa de sus abuelos.

Lautaro, un pequeño de tan solo 10 años, que pasó más de dos meses sin poder ver a sus abuelos por la cuarentena, no lo aguantó más; y esperó hasta que su madre durmiera para armarse de valor, tomó dos mochilas con útiles escolares, barbijos y alcohol en gel e inmediatamente salió en busca del reencuentro.

Cuando se encontró con la policía, Lautaro dijo que se había extraviado, condujo a los uniformados durante un par de kilómetros, supuestamente a su domicilio particular. Y ambos policías lo trasladaron hasta llegar a una vivienda.

Una vez en el lugar, no fue su mamá quien salió a recibirlos sino los abuelos de Lauti, a quienes el niño no había visto desde que comenzó la cuarentena. Entre lágrimas y cariños, recibieron a su nieto con la promesa de volverse a encontrar cuando estuvieran fuera de peligro.

El Oficial Principal Maximiliano Merlo junto a su dupla, el Cabo 1º Matías Maldonado de la Policía de Córdoba vieron emocionados esta situación que los sorprendió y luego del breve reencuentro trasladaron al pequeño a su domicilio para que regrese con su madre.