·

Entre reclamos de gremios y la indiferencia del gobierno provincial, Macri prepara su viaje a Ushuaia

Fuentes extraoficiales arriesgaron un itinerario de la visita presidencial. Macri estaría unas horas en Ushuaia y los gremios ya se preparan para manifestarse.

Esquivar los reclamos de Río Grande, la ciudad más perjudicada por la política nacional, y visitar la única obra de importancia que financia el gobierno nacional en Tierra del Fuego. Esa parece ser la premisa que guía los desprolijos preparativos de un inminente viaje presidencial a Tierra del Fuego, que (a poco más de 48 horas) sigue sin estar totalmente confirmado.

Aunque parezca increíble en un asunto que suele estar planificado hasta en sus mínimos detalles, el anunciado arribo de Macri a las dos provincias que nunca visitó desde que es Presidente sigue siendo una incógnita y hasta es probable que quede cancelada por ahora.

 

Una visita recortada

Poniendo fin a sus largas vacaciones patagónicas, el mandatario llegaría a Santa Cruz y a las dos ciudades de Tierra del Fuego, según los medios nacionales, pero de a poco el viaje va perdiendo escalas. De hecho está casi confirmado que no iría a Río Gallegos y que Río Grande fue borrado del itinerario.

Según fuentes extraoficiales, Mauricio Macri solo permanecería unas pocas horas en nuestra provincia y se alojaría en el lujoso hotel Araure de Ushuaia (el mismo que fue cuestionado días atrás por exhibir publicidad donde se llama “fallando” a las Islas Malvinas)

La llegada del líder de Cambiemos a Ushuaia se concretaría en horas de la noche del domingo, y entre sus actividades se anuncia una reunión con grupos de jóvenes del espacio oficialista. Con la gobernadora Bertone  aún de vacaciones, el encargado de la recepción formal en su llegada a la provincia sería el titular del Legislativo Juan Carlos Arcando. Al respecto, el vicegobernador le dijo a ((La 97)) Radio Fueguina que “iré con la carpeta de reclamos de los fueguinos” a tal incierta reunión.

En la mañana del lunes, Macri visitaría la planta de New San (“Quisiera que visite las fábricas que marchan, pero también las que están paradas”, desafió al respecto Arcando), la Base Naval y la obra de tratamiento de líquidos cloacales Arroyo Grande, una de las pocas de importancia que el gobierno nacional financia en Tierra del Fuego.

Cumplida la corta agenda, Macri emprendería viaje en el avión presidencial con rumbo a El Calafate, único punto de su visita a Santa Cruz, donde su imagen es tan negativa como en nuestra provincia.

 

Recepción de los gremios

Informados de que Mauricio Macri no estará en Río Grande en su primera visita presidencial a Tierra del Fuego, los gremios comenzaron a preparar su traslado a Ushuaia para presentarle sus reclamos.

Así lo confirmó a ((La 97)) Radio Fueguina Mariano Tejeda, secretario General del gremio textil y de la CGT local. Tejeda convocó a los trabajadores de Río Grande a movilizarse hacia Ushuaia “En paz, haciéndole entender a este gobierno neoliberal que no lo queremos más y que el pueblo fueguino está sufriendo esta política”.