·

Los memoriosos del MPF no se olvidan de la pelea con Sciurano

Autodenominándose “históricos” del Movimiento Popular Fueguino, un grupo de exdirigentes salieron a enfrentar a Miriam Boyadjian por haberse aliado con el ex intendente radical. “Apoyamos a Stefani”, se distanciaron, de manera irreconciliable.

En los lejanos tiempos en que el fallecido ingeniero Jorge Garramuño conducía los destinos de la ciudad de Ushuaia, un joven y temperamental concejal radical se empeñaba en hacerle la vida (o la gestión, al menos) poco menos que imposible.

Denuncias, pedidos de informes, chicanas y un voto invariablemente opositor eran las improntas de la actitud beligerante que Federico Sciurano nunca abandonó durante toda la etapa de coincidencia entre ambos en la función pública.

Mal no les fue, a ninguno de los dos. Mientras el Garra pasó a jugar en primera en el Congreso Nacional, Sciurano llegó a sucederlo en la Intendencia y, de a poco y por decantación devino en referente principal y presidente de la UCR.

Nada, sin embargo, hizo olvidar el encono que, de cuestión personal, pasó a ser enojo irreconciliable para con Sciurano de casi todo el arco de pioneros del Movimiento Popular Fueguino. Que, a falta de candidato propio, digirieron en 2015 el sapo de verse reflejados en el frente UnirTdF que los llevó a las elecciones como pasajeros del furgón de cola del tren que comandaba el candidato a gobernador Federico Sciurano con Miriam Boyadjian de fogonera.

Una vez fue bastante, hasta aquí llegó la resignación, dijeron los más veteranos en esta edición 2017 del “UnirTdF”  y decidieron plantar bandera, sin aviso previo y sin discusión preliminar.

Autodenominándose “el MPF Histórico” un grupo de conspicuos exdirigentes suscribieron una escueta gacetilla, en la que dejaron sentado su renovado enfrentamiento con el radical y su decisión de combatirlo, aunque eso signifique blanquear las hilachas de su ya tambaleante relación con Miriam Boyadjian. De hecho, en las negociaciones previas ya se habían encargado de vaciar la propuesta electoral, negándose desde la conducción partidaria a aportar un compañero de fórmula para Sciurano, con lo que forzaron a Boyadjian a ser ella misma quien representara al partido provincial en la lista frentista.

“En el marco de las elecciones legislativas nacionales, el sector histórico del MPF, encabezado por dirigentes como Oscar Mingorance, Omar Nogar y Patulo Andrade, acompañará la candidatura de Tito Stefani en las elecciones legislativas nacionales”, sentencia sin eufemismos el comunicado enviado por mail a algunos medios por los memoriosos del MPF y que el propio Omar Nogar reconoció como válido y verídico durante una entrevista con ((La 97)) Radio Fueguina.

 

La identidad perdida

«El MPF histórico está muy lejos de las decisiones de la actual dirigencia, que se aleja cada vez más de los valores y la verdadera identidad del partido. La mezquindad política sólo consiguió desplazar a hombres y mujeres que eran muy valiosos para el movimiento», lamentó Nogar, repasando la historia de la decadencia del MPF.

Lo cierto es que, aportando aún más a un confuso panorama electoral en el que el mismo Sciurano se postula enfrentando a su propio partido, también el MPF se divide oficialmente, con dirigentes de mucho peso que apoyan la propuesta frentista y otros que prefieren sumarse a la lista de Cambiemos.

Sin olvidarnos de que hay un tercer sector mopofista que se manifiesta aliado a la propuesta del frente kirchnerista que encabeza Martín Pérez con respaldo de los intendentes. Y que el propio Ricardo Garramuño (hijo del extinto dirigente) tampoco cree en la solidaridad de los históricos o entiende, al menos, que esta expresión de empatía llegó varios años tarde.

¿Qué dirían el querido ingeniero y doña Elena si pudieran dar su opinión aleccionadora en medio de tanto desgobierno?