Publicado en

Basura plásticaDe las 300 millones de toneladas que se generan cada año, solo el 10% es reciclada

Cada año se producen 300 millones de Tn de basura compuesta de plástico, lo que equivale al peso de toda la humanidad junta. Más de 100 países se reunirán en busca de un acuerdo conjunto.

La Cumbre de la Organización de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente comenzó este lunes en Kenia con el objetivo de alcanzar un tratado internacional «histórico» contra la contaminación por plásticos.

«La contaminación por plásticos ha aumentado al punto de convertirse en una verdadera epidemia per se», señaló el presidente de la Asamblea de la ONU para el Medio Ambiente (UNEA), el ministro noruego Espen Barth Eide, en la apertura de las negociaciones, centradas en Nairobi y desarrolladas online.

«Estoy convencido de que llegó el momento de (alcanzar) un tratado jurídicamente vinculante», añadió.

Por su parte la directora ejecutiva de la Agencia de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP), Inger Andersen, indicó que «hay un enorme apoyo y expectativa por parte de la opinión pública» ante este «problema enorme, realmente enorme».

«Sobre nuestros hombros cargamos con una enorme responsabilidad», continuó, instando a los delegados a facilitar el camino para poder negociar un tratado «robusto».

El texto presentado prevé compromisos colectivos y «un fuerte mecanismo de supervisión», que cuente con una financiación que permita ayudar a los países más pobres, y con un enfoque de «ciclo de vida» para los plásticos, o sea, una trazabilidad desde su fabricación, pasando por la distribución, y hasta la eventualidad de un reciclaje o no, reportó la agencia de noticias AFP.

Esta decisión «histórica» constituye el mayor avance medioambiental desde el acuerdo de París para combatir el calentamiento global en 2015 (COP21), recalcó Andersen.

Con respecto a esto, se recordó que de acuerdo a las últimas estimaciones de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos), unos 460 millones de toneladas de plásticos producidos durante 2019 a nivel global, menos del 10 por ciento se recicla en la actualidad y el 22 por ciento se ha abandonado en vertederos improvisados, se quemó al aire libre o se arrojó en plena naturaleza.

Frente a este escenario, la asamblea debería aprobar en su última jornada, que será este miércoles, la creación de un Comité intergubernamental de negociaciones, con miras al desarrollo de un tratado sobre la contaminación por plásticos, cuya fecha límite para adoptarlo sería la próxima Asamblea medioambiental de la ONU, dentro de dos años, consignó AFP.

«Con un fuerte apoyo por parte de los gobiernos, la industria y la sociedad civil, esperamos la adopción de una decisión que confirme que habrá un tratado robusto y jurídicamente vinculante», dijo Eirik Lindebjerg, responsable del sector plásticos en la oenegé ecologista WWF International.

Una bomba de tiempo

En tanto, en un comunicado Erastus Ooko, responsable de la sección específica en Greenpeace África, insistió en que “la contaminación por plásticos es una bomba de tiempo (potencialmente) mortífera. Una solución en consonancia con el problema es imprescindible”.

La contaminación por plástico se extiende desde residuos en los hielos del Ártico, a trozos que lastiman los vientres de las ballenas y afecta la atmósfera de la Tierra, lo que aumenta la presión sobre los Gobiernos para tomar una acción conjunta contra esta plaga.

Los negociadores están elaborando un marco para un tratado sobre el plástico que sea vinculante en busca del pacto medioambiental más ambicioso desde el Acuerdo de París sobre el Clima de 2015.

Más de 50 países, científicos, empresarios y grupos ecologistas han efectuado llamados para endurecer las regulaciones de la industria y reducir el torrente de plástico que llega al medioambiente.

Una posibilidad es limitar la producción de nuevos plásticos, que son hechos a partir de petróleo y de gas, y cuya elaboración podría duplicarse para 2024. También se contempla rediseñar los productos para que sean más fáciles de reciclar y eliminar de forma progresiva los artículos de un solo uso.

Muchos países, incluyendo los mayores productores de plástico como Estados Unidos y China, expresaron un apoyo general para un tratado, sin respaldar ninguna medida específica.

Sin embargo, existe un amplio consenso de que los países no pueden arreglar el problema solos y de que es necesaria una respuesta global coordinada.

Desde 1950, la tasa de producción de plástico creció más que la de cualquier otro material, superando ampliamente los esfuerzos hechos en cada país para mantener el medioambiente libre de contaminación.

Hoy, cada año se producen aproximadamente 300 millones de toneladas de basura compuesta de plástico, lo que equivale al peso de toda la humanidad junta.

Menos de un 10% es reciclado y la gran mayoría termina en basureros o en los océanos.

Comentarios