·

El Gobierno lanzó un plan para sustituir importaciones de gas y promover inversiones

Buscará sustituir importaciones por alrededor de US$ 5.629 millones e impulsar inversiones por al menos otros US$ 5.000 millones por parte del sector privado.

El Gobierno nacional lanzó hoy el Plan de Promoción de la Producción de Gas con el que pondrá en marcha un nuevo esquema de oferta y demanda en los próximos cuatro años, y con el que buscará sustituir importaciones por alrededor de US$ 5.629 millones e impulsar inversiones por al menos otros US$ 5.000 millones por parte del sector privado.

El nuevo esquema que presentaron esta tarde el presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Martín Guzmán, desde la formación neuquina de Vaca Muerta, prevé un costo fiscal total de US$ 5.062 millones hasta el 2024, con un ahorro fiscal de US$ 2.574 millones, y un incremento en la recaudación proyectado de US$ 2.525 millones.

El anuncio se realizó desde una de las instalaciones del área Loma Campana que opera YPF en Vaca Muerta, en la cuenca neuquina, y busca promover las inversiones y el incremento de producción en todas las cuencas gasíferas con participación equitativa de todas las regiones.

Ese desarrollo del sector gasífero, según las estimaciones oficiales, permitirá contar a lo largo del plan con inversiones por US$ 5.000 millones por parte de las empresas productoras, de las cuales US$ 1.800 millones correrían por cuenta de YPF.

En el acto, como empresa anfitriona y principal actor del sector, también estuvieron presentes el presidente de YPF, Guillermo Nielsen, y el CE0 de la compañía, Sergio Affronti.

En líneas generales el programa busca incentivar la inversión y la producción de gas como herramienta para detener el actual sendero de declinación creciente de la producción, para satisfacer la demanda interna, sustituir importaciones de GNL ahorrando divisas y bajando el costo fiscal, potenciar el empleo y el desarrollo en las las pymes y empresas regionales.

En ese sentido, el ministro Guzmán, -cuya cartera tiene a su cargo desde agosto la política energética-, explicó que el nuevo programa de incentivo a la producción de gas «va a permitir una menor dependencia de las importaciones, aportar divisas y contribuir a la estabilidad cambiaria».

«Este es un plan que define reglas de juego claras, que van a potenciar la inversión, la producción, y la generación de empleo, fruto de un proceso de articulación entre el sector público y privado», dijo Guzmán al referirse al plan que se analizó durante los últimos seis meses con las petroleras y las provincias.

El programa también «va a generar mejores condiciones para la competitividad y ayudará a todas las actividades en el sector privado, ayudará a la inversión y la generación de empleo, un paso más en el proceso de ir ordenando la economía argentina y que en la pandemia enfrentó tensiones mayores», agregó.

De esta manera se busca satisfacer la demanda de todos los segmentos de consumo, es decir el residencial, el industrial y el de las generadoras de electricidad, ante una tendencia decreciente de la producción.

La propuesta permitirá sustituir importaciones de Gas Natural Licuado (GNL) por más de 18.000 millones de metros cúbicos (m3) de gas y el consumo de combustibles líquidos, y contribuirá también con el equilibrio de la balanza energética para tornarla superavitaria a los objetivos fiscales del Gobierno, destacó el informe oficial.

Se prevé también que el nuevo esquema permitirá armonizar la situación entre el precio necesario que fomenta inversiones con la tarifa que puede afrontar el usuario residencial, mediante el sostenimiento del esquema de subsidios.

En cuanto a la implementación del programa, el secretario de Energía, Darío Martínez, explicó que se dispone un esquema de subasta competitiva por 70 millones de metros cúbicos diarios con un precio tope de US$ 3,7 por millón de BTU que será destinado a las distribuidoras y para la generación eléctrica.

En caso de no alcanzarse el volumen de 70 millones de metros cúbicos por día (m3/d) del bloque en la primera ronda, se prevé segunda ronda complementaria, y para cubrir los picos invernales de demanda, se licitarán volúmenes adicionales para los períodos estacionales de esos 4 años.

Además, del precio tope que el programa le asegura a las productoras, que supera en US$ 1,5 al precio promedio vigente, generará un incentivo a las empresas, ya que «la petrolera que ofrezca el menor precio va a ser primera en el esquema de autorizaciones de exportaciones en firme», dijo el funcionario.

El programa, que se dará a conocer en detalle con su publicación en el Boletín Oficial, también prevé «un esquema de certificado de pago que es muy importante para dar certezas», subrayó el secretario de Energía.

Martínez también ratificó que el nuevo esquema «divide cupos por cuenca y para el bloque base se licitarán 2,8 miles de millones (MM) de m3/d en la zona Noroeste, 47,2 MM de m3/d en la Neuquina, y 20 MM de m3/d en la Austral.

De acuerdo al plan original si no se cubre el volumen en alguna de ellas se asignará ese margen faltante a las otras cuencas si hay capacidad de transporte».

El exdiputado neuquino agregó en ese sentido que este nuevo plan «trae reglas claras, un esquema que da tranquilidad a los inversores para poder invertir, que permite a los trabajadores volver a desempeñar sus tareas y que las pymes puedan generar inversión y producción».

Por último, el funcionario afirmó que se trata de «un esquema transparente de licitación para buscar el precio mas competitivo y va a permitir volver a tener los equipos perforando que hoy están parados, para en poco tiempo volver a producir el gas que necesitan los argentinos».

 

Plan de Promoción de la Producción de Gas Argentino

Se podrá sustituir importaciones, generando un ahorro por unos 5.629 millones de dólares y un ahorro fiscal de 1.172 millones de dólares hasta 2023.

✅ Se estima un incremento en la recaudación de 2.525 MMUSD, con participación equitativa de todas las regiones productoras.

✅ Generará miles de puestos de trabajo directo para operar nuevos equipos de perforación y sets de fractura.

✅ Con el nuevo esquema el costo fiscal total será de 5.062 MMUSD para el periodo 2021/2024, lo que generará un ahorro fiscal total de 2.574 MMUSD.

✅ El programa incentivará la inversión y la producción de gas, para satisfacer la demanda interna con gas argentino.

✅ Potenciará la generación de empleo y el desarrollo en las regiones productoras, tanto de sus Pymes y empresas regionales como del resto de la industria y la tecnología nacional.

✅ Se protege los derechos de los usuarios y consumidores actuales y futuros.

✅ Garantiza los puestos de trabajo en la cadena de producción, promoviendo el desarrollo agregado nacional en la cadena de valor de toda la industria gasífera.

✅ Sustituye importaciones de Gas Natural Licuado (GNL) y el consumo de combustibles líquidos, y genera certidumbre de largo plazo en los sectores de producción y distribución.

✅ Contribuye con el equilibrio de la balanza energética superavitaria a los objetivos fiscales del Gobierno.

✅ Se revierte la declinación de la producción, con sustitución de más de 18.000 MMm3 de gas y trabajo importado, incrementando el Valor Agregado Nacional en empleo, trabajo para las Pymes y empresas regionales, productos y servicios de industria y tecnología argentina.

✅ La inversión de las Empresas Productoras a lo largo del Esquema será equivalente a USD 5.000 MM.

✅ El incremento de la recaudación fiscal a nivel nacional, provincial y municipal será de 2.525 MM USD.

✅ Da previsibilidad de precio y plazo contractual a los productores, normalizando un mercado de gas que en los últimos años presentaba severas distorsiones, para satisfacer en forma eficiente la demanda de todos los segmentos.

✅ Permite armonizar la situación entre el precio necesario que fomenta inversiones con la tarifa que puede afrontar el usuario residencial.