·

Con el «Cuento del tío» lo estafaron en $200.000

Engañado con la mentira de la "reparación histórica",un jubilado terminó pidiendo un préstamo que fue a parar a manos del embaucador. La víctima es de San Juan

Una serie de llamadas y un gran poder de persuasión fueron más que suficientes para que un delincuente que se hizo pasar por un empleado de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) estafara a un jubilado de Caucete. El embaucador lo enganchó con el cuento de la Reparación Histórica y, aprovechándose de su desconocimiento, le hizo pedir un préstamo de $200.000 que finalmente fue a parar a sus manos, dijeron fuentes policiales. Luis Nicolás Bitrán (63) se tuvo que hacer cargo y hasta se vio obligado a vender su auto para poder saldar la deuda, comentó el hombre.

Todo empezó en abril último, cuando una mañana sonó el teléfono de Bitrán, domiciliado en el barrio Justo P. Castro II.

Del otro lado, una persona que se presentó como abogado habilitado por Anses le informó que era uno de los beneficiarios para el cobro de la Reparación Histórica. Y, si bien en un principio el damnificado desconfió, el embaucador poco a poco lo fue enganchando hasta hacerlo caer en la trampa.

Así, después de varios contactos telefónicos y con la excusa de que tenía que realizar una serie de pagos administrativos previo a la acreditación del dinero, el estafador indicó a Bitrán que debía ir al banco.

“Me dijo que no me preocupara, que era un trámite simple y que él me iba a decir los pasos que tenía que seguir”, contó el jubilado. Bitrán no sospechó nada y siguió a rajatabla los pasos que le ordenaron del otro lado del teléfono. Y lo que en realidad hizo fue pedir un préstamo de $200.000 y luego transferir todo el dinero a otra cuenta bancaria, indicaron voceros policiales.

Terminada la operación, la duda entró a carcomer a la víctima. Y, al consultar a la Policía, comprobó que había sido estafado.

Tras el hecho, no hubo queja que salve a Bitrán. Pecó de inocente y se tuvo que hacer cargo de la deuda. Para eso hasta vendió un auto Chevrolet Aveo que había comprado nuevo en 2015, dijo con bronca el damnificado.

 

Un caso similar

Al igual que Bitrán, la jubilada Noelsa Carrillo (78) fue estafada en abril pasado con el cuento de la

Reparación Histórica. La señora, domiciliada en Desamparados, Capital, cayó en la trampa y transfirió 96.500 pesos que guardaba en el banco, dijeron fuentes policiales.

Según consta en la denuncia, un falso empleado de ANSES le llamó al teléfono fijo de su casa, y tras varios contactos le dijo que tenía que ir al banco para pagar gastos administrativos. Una vez allí, le indicó instrucciones con las que la jubilada terminó girando el dinero a otra cuenta bancaria, indicaron los voceros. La cuenta donde fue a parar la plata está a nombre de Gisella Elizabeth Peralta, con domicilio en Alto Alberdi, Capital Federal.

Los investigadores policiales ya trabajan con ese dato para tratar de dar con el embaucador.