·

La aerolínea low cost Norwegian volará a Río Grande

El Ministerio de Transporte de la Nación autorizó a la empresa a operar vuelos regulares a Río Grande y Ushuaia. La resolución fue publicada hoy en el Boletín Oficial. Cuánto costarán.

Una nueva aerolínea low cost fue autorizada a volar al Aeropuerto Internacional Gobernador Ramón Trejo Noel, de la ciudad de Río Grande. Se trata de la firma Norwegian (de Noruega) que había solicitado con anterioridad operar vuelos a nuestra localidad y también a Ushuaia. A través del Boletín Oficial se informó hoy que la requisitoria tuvo resultado positivo.

De acuerdo a la Resolución 1288-E/2017, los vuelos que realice la firma a la provincia serán los siguientes:

  • Buenos Aires – Río Grande (y viceversa)
  • Buenos Aires – Ushuaia (y viceversa)
  • Córdoba – Ushuaia (y viceversa)
  • El Calafate – Ushuaia (y viceversa)
  • Trelew – Ushuaia (y viceversa)

Norwegian había solicitado en el pasado mes de agosto de este año operar los vuelos ahora aprobados por el Ministerio de Transporte.

En aquella oportunidad, la firma había especificado que los servicios Buenos Aires – Río Grande y Buenos Aires – Ushuaia tendrían una frecuencia de dos vuelos semanales.

Las firmas autorizadas a volar a Tierra del Fuego

Con anterioridad, el Ministerio de Transporte ya había autorizado a las aerolíneas American Jet, Alas del Sur y Andes para operar vuelos por los próximos 15 años en el país.

Con la llegada a la provincia de estas firmas, vuelven los vuelos Río Grande – Córdoba y se refuerzan las conexiones entre el Aeropuerto Internacional de Ushuaia y el de «La Docta». Por otro lado, la firma American Jet pidió (y fue autorizada) operar servicios entre nuestra ciudad y Neuquén.

La conocida Flybondi recibió el visto bueno para operar en el Aeropuerto Islas Malvinas pero no en el de Río Grande, en tanto que las firmas LASA S.R.L. y Polar Líneas Aéreas (que realizaron sus pedidos junto a Norwegian) aún esperan respuesta de la cartera de transporte.

Cuánto costarán los vuelos low cost

No habrá pasajes aéreos por un puñado de dólares en la Argentina de las empresas de bajo costo. Si las empresas quisieran promocionar sus vuelos o premiar a los viajeros que tomen vuelos a horarios no convencionales, como sucede en Europa, no podrán hacerlo.

El motivo no tiene que ver con el mercado ni con la economía sino con la regulación. Desde hace tiempo, en el país rige una norma que impide cobrar por debajo de la tarifa concedida por la autoridad, en este caso, el Ministerio de Transporte.

De acuerdo a estos registros, un vuelo de ida entre Ushuaia y Buenos Aires debe costar un mínimo de $1560 y entre, entre Río Grande y la capital del país $1443.