·

Casi 300 pescadores se dieron cita en una nueva edición de la tradicional Fiesta del Róbalo

Carlos Quartino, oriundo de Entre Ríos, se consagró ganador del certamen luego de pescar una pieza de más de 3.5 kilogramos, en la mañana del sábado.

El evento ya está instalado en la agenda cultural de las actividades que se realizan cada año en la ciudad. La tradicional Fiesta Provincial del Róbalo reúne tanto a aficionados a ese deporte, como a familiares y amigos.

Durante el sábado y domingo pescadores pusieron en juego todas sus destrezas. Y el cierre fue este domingo con la entrega de premios, de las distintas categorías, a la par de una muestra de productores locales del programa Huertas Urbanas que pusieron a la venta sus productos frescos y la participaron de espectáculos ofrecidos por artistas de la ciudad.

La secretaria de Producción y Ambiente, Tec. Sonia Castiglione, destacó que la iniciativa “es reivindicar esto de mirar hacia el mar, y a través de la pesca que es una actividad tan antigua como el hombre mismo”.

Castiglione estuvo acompañada por la secretaria de Obras y Servicios Públicos, Gabriela Castillo; el subsecretario de Producción y Ambiente, Mariano Zulueta; y la directora de Turismo, Stella Alazad.

La Secretaria de la Producción destacó la tarea de los empleados municipales que tomaron parte de la organización del evento desde la Dirección de Turismo y de otras áreas que colaboraron en el éxito de la edición.

La fiesta se desarrolló durante todo el fin de semana con 278 pescadores, récord de participantes en las diversas categorías que se habían dispuesto. “Es una fiesta para que la disfrute el pescador sobre todo, pero el vecino también se suma cuando el clima ayuda”.

“Es una fiesta que está instalada, es de la ciudad. Quiero agradecer especialmente a Alberto Mendoza que desde hace muchos años nos acompaña”, reconoció Castiglione.

En tanto Carlos Quartino, ganador de esta edición, logrando una pieza de 3.540 kgs sacada a las 10:00 de la mañana del sábado. Oriundo de Entre Ríos, es la primera vez que participa de la fiesta.

“Me tenía fe, vengo seguido a pescar a la costa. El secreto es tener confianza, nada más y se lo dedico a mi señora y a mi bebé. Esta fiesta es muy buena, muy organizada, sin problemas”, sostuvo Quartino.