·

Una pared céntrica, rescatada por un atractivo mural

La calle perdió su brillo desde el cierre del ex hotel Ibarra y los locales comerciales adyacentes. Un bello mural enciende ahora la belleza de sus paredes.

Un magnífico mural hecho por un artista riograndense ha venido a rescatar los paredones de la céntrica cuadra de Rosales al 300.

Luciano Santarone, conocido por sus allegados como “Lucho”, es el muralista que pintó en conmemoración del cumpleaños de la ciudad el gigantesco mural en las paredes del que fuera el hotel Ibarra.

El joven actualmente enseña a pintar en los talleres de Cultura Urbana que se brindan en el flamante edificio de la ‘Casa de Jóvenes’ del Municipio de Río Grande, recientemente inaugurado en el Barrio de Chacra II.

Santarone explicó que “queríamos dejar algo de nuestro movimiento plasmado en las paredes del ex Hotel Ibarra por el cumpleaños de la ciudad, algo que quede para todos las personas que pasen por el lugar y puedan ver nuestra obra”.

“La idea –añadió- era presentar algo fueguino, de otra manera. Y surgió algo que no es un mural común, ya que nos basamos en nuestra cultura que es pintar con aerosol, para lo cual presentamos el boceto que nos aprobaron”.

 

La Casa de los jóvenes

Luciano Santarone explicó también que “en la Casa de Jóvenes tenemos un edificio enorme, y agradecemos al municipio este espacio, para poder trabajar con los chicos, enseñarles a dibujar y que vean cómo es la pintura urbana”. “Este es un arte que muchas veces no está valorado”, afirmó.

Finalmente, el joven tallerista invitó a la gente a “donar alguna pared para que pintemos, y embellecer nuestra ciudad con muchos dibujos y colores, que es algo que en nuestra ciudad no se ve mucho”.