·

Tras la denuncia de Radio Fueguina, el CEMEP dio marcha atrás con el coseguro

El lunes, este medio expuso las maniobras de la clínica para cobrarle a afiliados del PAMI $150 por consulta, en concepto de un "coseguro". El propio titular del PAMI había señalado la ilegalidad del ardid.

Este miércoles, la clínica privada CEMEP dio por finalizadas las maniobras de estafa a abuelos jubilados del PAMI, a los que se les cobraba $150 para atenderse, en concepto de un «coseguro».

El ardid había sido denunciado por Radio Fueguina el pasado lunes e incluso había merecido el repudio del titular del PAMI en Tierra del Fuego, Joaquín Randón, quien señaló que la maniobra era ilegal, aunque admitió que no tenía el personal suficiente para supervisar este cobro de «intereses» a sus afiliados.

Una vieja y desleal práctica

Consultado sobre este cobro Randón confirmó que desde hace tiempo recepcionan denuncias de este tipo en la sede del la institución en la ciudad. “No les pueden cobrar”, admitió Randón, quien a su vez explicó que en otras oportunidades debió acercarse al CEMEP y solicitar hablar con sus autoridades, quienes se comprometieron a dejar de cobrarle a los afiliados estos montos.

Finalmente, el cese de esta desleal práctica llegó a su fin este miércoles, tal como informó el delegado del programa nacional a Radio Fueguina, quien recibió la comunicación oficial del dueño de la clínica. Sin embargo, y tal como evidencia el cartel, los abuelos del PAMI no son las únicas víctimas de estas maniobras, y resta saber qué ocurrirá con los demás.