·

La condena a Lucas Gómez «preocupa a la comunidad jurídica»

Así lo manifestó en Radio Fueguina el juez Mario Juliano, quien además es director de la Asociación de Pensamiento Penal. El magistrado habló de "ensañamiento" contra el acusado y dijo que la Corte Interamericana podría intervenir en el caso.

El Dr. Mario Juliano, juez de Necochea y director ejecutivo de la Asociación de Pensamiento Penal, dialogó esta tarde con Radio Fueguina y manifestó su «preocupación» respecto a la pena recibida por Lucas Gómez, quien fue condenado a 15 años de prisión el viernes pasado por el crimen de Agustina Varela.

«Lo estamos siguiendo a la distancia», confirmó el magistrado respecto al caso, y admitió que el mismo «preocupa a la comunidad jurídica» ya que pone en juego «la vigencia plena del Estado de Derecho».

El juez Mario Juliano

Es que, tal como explicó el Dr. Juliano, «pasaron 11 años de proceso penal, que excede con creces el plazo que mandan los tratados internacionales», por lo que no dudó en hablar de «ensañamiento» y «persecución» por parte de la  Justicia de la provincia de Tierra del Fuego contra el único imputado por el crimen de Agustina Varela.

Asimismo, Juliano aseguró que el caso reúne todas las características necesarias para que intervenga la Corte Interamericana de Derechos Humanos, ya que ha existido «una violación de las garantías constitucionales». Para resumir con una metáfora jurídica, Juliano indicó que Gómez ha vivido estos 11 años «con la espada de Damócles colgando sobre su cabeza».

El caso Agustina Varela

El acusado por el crimen de la pequeña Agustina Varela –ocurrido en agosto de 2006- fue condenado el pasado viernes a 15 años de prisión por el tribunal de Juiciodesignado al único fin de fijar la cuantía de la pena, siguiendo órdenes del Superior Tribunal de Justicia de la Provincia.

Agustina Varela ingresó al Hospital Regional Río Grande el 6 de agosto de 2006 con signos evidentes de haber padecido una impiadosa golpiza. Falleció horas después y desde entonces se desarrolla la causa judicial, una de las más polémicas y con más cuestionamientos en la historia judicial de la provincia.

El único imputado del crimen, Lucas Gabriel Gómez ha sido declarado inocente por el beneficio de la duda en dos ocasiones, al cabo de sendos juicios orales conformados en 2012 y 2014 pero en ambas oportunidades el Superior Tribunal revirtió el fallo absolutorio por cuestiones técnicas y de análisis de la prueba.

Lucas Gómez festeja su absolución (2014); luego sería condenado

En la segunda ocasión, el tribunal integrado por los subrogantes Damián De Martino, Ernesto Löffler y Josefa Martín lapidó el fallo absolutorio dictado por los magistrados Lopez Tilli (voto en disidencia) , Duarte de Gouvea y Miryam Cristiano, declaró culpable al procesado y ordenó fijar la cuantía de la pena.

A tal fin se integró un nuevo tribunal de juicio, conformado por Duarte de Gouvea, Cristiano y Sergio Diéguez, éste último en lugar del apartado Lopez Tilli. En la fecha se conoció el fallo, que fija 15 años de cárcel de cumplimiento efectivo para Lucas Gómez, como autor penalmente responsable del delito de homicidio simple (artículos 40 y 41 del Código Penal).

Casación

A pesar de lo elevado de la pena, el ahora condenado por el crimen de Agustina Varela permanecerá en libertad hasta tanto el fallo sea considerado firme, es decir se haya agotado la última instancia de apelación en el ámbito de la Justicia provincial.

En tal sentido, el abogado de Gómez, Francisco Giménez,adelantó que recurrirá en casación ante el Superior Tribunal de Justicia de la Provincia.

En caso de no obtener en ese ámbito un fallo favorable, Giménez enfatizó que “Estaremos dando batalla a la Corte Suprema (de Justicia dela Nación) porque es un caso inédito en el país”.