·

La ruta Río Grande-Buenos Aires a bajo costo fue excluida por el Gobierno

A pesar del pedido de Flybondi, Nación no autorizó el servicio a nuestra ciudad por tener "coeficientes de ocupación relativamente bajos". Los vecinos de Ushuaia, en cambio, sí podrán acceder a vuelos económicos.

En una muestra más de desinterés por lo que ocurre en Tierra del Fuego y en Río Grande en particular, el Ministerio de Transporte de la Nación no autorizó los vuelos a bajo costo (o «low cost») a nuestro aeropuerto, por no contar con la demanda de pasajeros suficiente.

La resolución (408/2017) se conoció esta mañana, al mismo tiempo que la cartera de Transporte autorizaba oficialmente a la empresa «low cost» Flybondi a volar sobre el territorio argentino, con más de 80 rutas.

Entre los servicios, la aerolínea había solicitado expresamente viajar a los aeropuertos de Río Grande «Gobernador Ramón Trejo Noel» y Ushuaia «Malvinas Argentinas». Sin embargo, Nación decidió excluir al de nuestra ciudad.

De acuerdo a la resolución, el Aeropuerto Internacional de Río Grande, así como otras terminales aéreas regionales, revela «coeficientes de ocupación relativamente bajos», y agrega: «La peticionaria los explotaría (a los aeropuertos) con aeronaves de similar capacidad comercial a las de los servicios que se encuentran al presente en operación».

De esta manera, los vecinos de Río Grande se quedan sin la posibilidad de acceder a vuelos realmente económicos, que prometen revolucionar el mercado aeronáutico. Como muestra, un botón: de acuerdo a las estimaciones realizadas por Flybondi, un vuelo ida y vuelta desde Buenos Aires a Ushuaia costará 120 dólares ($1969 al cambio oficial).

Si además tenemos en cuenta que las aerolíneas «low cost» cobran de acuerdo a los kilómetros recorridos, podemos suponer que los vuelos desde Capital Federal a nuestra ciudad iban a ser incluso más accesibles.