·

Aclaran el alcance del ILS del Aeropuerto de Río Grande

El referente del PRO había prometido que el nuevo equipamiento haría que se eviten los desvíos a Ushuaia por falta de visibilidad. Sin embargo, los aviones no pudieron aterrizar hoy en Río Grande por la niebla. "A la gente le vendieron cualquier cosa", digo el Gerente de la terminal aérea local, en referencia a los dichos de Stefani.

Durante toda la jornada de hoy, la ciudad de Río Grande permaneció cubierta por una intensa neblina, que no permitió el normal funcionamiento del Aeropuerto Internacional Gobernador Trejo Noel, que debió derivar el primero de los vuelos (en la mañana) a Ushuaia, mientras que el otro recibió la orden de no despegar desde Buenos Aires.

De esta manera, quedaron en la nada las promesas de Héctor «Tito» Stefani, principal representante del Gobierno nacional en Tierra del Fuego, quien dijo que solucionaría los problemas de aterrizaje en la terminal área local a través de la adquisición de un ILS. Todo enmarcado en la capaña electoral con vistas al mes de octubre.

En su propia red social, el político macrista había indicado: «Me alegra contarles que el equipamiento ILS (sistema de aterrizaje instrumental) para el aeropuerto de Río Grande ya está funcionando, ahora la mayoría de los vuelos que se derivaban a Ushuaia por falta de visibilidad podrán aterrizar nuevamente en Río Grande». Y sentenciaba todo con un «hashtag»: #HaciendoLoQueHayQueHacer.

La aclaración desde el Aeropuerto local

«A la gente le vendieron cualquier cosa», disparó el gerente de Aeropuertos Argentina 2000 en Río Grande, Alberto Luna, quien aclaró que «el ILS está funcionando, pero no es la panacea».

Además, Luna se tomó el trabajo de explicar en Radio Fueguina que el ILS «es un sistema de aterrizaje instrumental, que ayuda a la aproximación, es decir al avión a acercarse a la pista», y aclaró: «Esto no quiere decir que con días como hoy el avión aterrice».