·

300 trabajadores mercantiles perdieron su trabajo en apenas 12 meses

Lo confirmó el secretario adjunto del Centro de Empleados de Comercio, Daniel Rivarola. La pérdida de empleo se debe a la cantidad de locales que cerraron sus puertas y la caída en las ventas.

El secretario adjunto del Centro de Empleados de Comercio, Daniel Rivarola, confirmó que la crisis en el sector mercantil se mantiene y lamentó el cierre de locales tradicionales de la ciudad debido a los problemas financieros que azotan al país y a la provincia.

En concreto, Rivarola se refirió al reciente cierre de Tolkeyén, con más de 25 años en la ciudad, pero también mencionó a Lucaioli y DiComFue, que debieron dejar de atender al público en el último tiempo.

El cierre de estos locales comerciales, sumado a una reactivación en el sector industrial que parece nunca llegar, ha generado que el rubro haya perdido, en el último año, unos 300 puestos de trabajo, de acuerdo a las estimaciones del Centro de Empleados de Comercio.

Asimismo, Rivarola respondió a acusaciones de algunos propietarios de comercios, que apuntaron al gremio señalando que éste sólo se preocupaba por los salarios de los trabajadores y no por el bienestar o el bolsillo de la patronal: «Nunca hemos logrado (con los aumentos salariales) superar el costo de vida, mientras que ellos sí actualizan sus precios de acuerdo al costo de vida».

«Es completamente indebido que se nos acuse al gremio», resaltó Rivarola, quien se mostró comprensivo ante el cierre de estos comercios que no pudieron afrontar la crisis económica que todos sufren.