·

El comisario Guerrero se defendió tras las acusaciones de la Justicia

El fiscal Quadrini había señalado al titular de la Comisaría Quinta por no disponer custodia policial para una víctima de violencia de género. Hay dudas respecto al testimonio de la mujer.

En las últimas horas, la Justicia de la provincia ordenó investigar el presunto incumplimiento de una orden dictada a la Comisaría Quinta para que disponga una guardia policial en el domicilio de una víctima de violencia de género. Es que esta mujer radicó una denuncia por violación contra su ex pareja, luego de que este fuera liberado.
A raíz, de esto, el titular de dicha dependencia, comisario Marcelo Guerrero, dialogó con Radio Fueguina y se defendió de los embates de la Justicia, aclarando que la medida fue cumplida por su personal y que el presunto ataque ocurrió cuando la mujer debía encontrarse trabajando. En vez de eso, habría organizado un «encuentro» en su domicilio con el victimario.
Una vez el hombre estaba dentro del domicilio, la mujer activó el botón antipánico y se procedió a la inmediata detención de Diego Varela, de 33 años, quien según Guerrero no ofreció resistencia a la hora de la aprehensión.
Asimismo, se ordenó el secuestro del teléfono celular de la mujer y también del hombre, a fin de comprobar cómo llegó el sujeto al domicilio de Chacra XII y si existió beneplácito por parte de la víctima para que este se acerque a la vivienda.