·

frutas y verduras: Siderales diferencias desde la cosecha a la góndola

En algunos casos el precio en el supermercado es hasta 19 veces superior a lo que recibe el productor.

El precio promedio que abonó el consumidor en góndola superó en 7,1 veces en enero a lo que recibió el productor en el campo, informó hoy la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

A su vez, la diferencia entre lo que pagó el consumidor por los productos agropecuarios y lo que recibió el agricultor aumentó 1,4% en ese mes.

La entidad indicó que el incremento fue impulsado, principalmente, por la brecha de importes del brócoli, la manzana, el repollo, la frutilla y la cebolla.

Nuevamente se dieron desigualdades de entre 13 y 19 veces en alimentos como pera, acelga, arroz y manzana Roja, que desde que se comenzó la medición, en agosto de 2015, mantienen distorsiones muy marcadas.

En enero se sondeó, además, una canasta ganadera, donde la brecha promedio fue de 4 veces, mientras subió 8,5% frente a diciembre pasado.} En enero, los productos que más bajaron sus precios al público frente a diciembre fueron: la calabaza, con un 19,8%, la berenjena, con un 15,4% y el aceite de oliva, con un 10,4%). Sin embargo, CAME indicó que en los tres casos también el agricultor recibió menos pago por su cosecha: 16% de rebaja en el caso de la calabaza, 13,1% en la Berenjena y 19,2% en el aceite de oliva.