·

Semblanzas | Por Jorge Daniel Amena | Orgullosa (Proud) Mary

Orgullosa (Proud) Mary.

Pasé toda una vida cantando esta canción, en solitario, en ensayos de las “bandas adolescentes” o subido en algún escenario, en fiestas de cumpleaños, en playas y aún ahora mismo en un CD, mientras duerme la siesta de la posmodernidad la versión en vinilo que es todo un fenómeno de sonido, y lo sería ahora mismo, si no hubiera perdido la púa del pasadiscos.

Y decía (traducida) la letra.

“Dejé un buen trabajo en la ciudad

Trabajando para el hombre noche y día

Y nunca perdí un minuto de mi vida

Preocupándome por  cómo podrían haber sido las cosas”

“La Gran Rueda sigue  girando

Proud Mary sigue ardiendo

Rodando, Rodando, Rodando sobre el río”.

“Limpié muchos platos en Menphis

Metí mucho dolor  en Nueva Orleáns

Pero nunca vi el lado bueno de la ciudad

Hasta que me di una vuelta en un barco, reina del río”

Rodando, rodando, rodando en el río.

“Si vienes hasta el río

Me la juego que encontrarás a muchos que viven allí

No tienes que preocuparte en no tener dinero

La gente del río está encantada de dar”.

“La Gran rueda sigue girando.

Proud Mary sigue ardiendo

Rodando, Rodando, Rodando por el río.”

De hecho pasé toda (casi) la vida consciente y la otra también  suponiendo que se trataba obviamente de un barco de palas, típico en aquellos parajes fluviales.

Sin embargo la utilización de Orgullosa (Proud) como nombre propio dio pie a que se interpretara que se trataba de una lavandera, y hasta de una prostituta,  Jhon Fogerty, no se tomó el trabajo de aclarar las versiones, Variadas por cierto, aunque alguna vez algo mencionó que efectivamente se trataría de una lavandera a la vera del río donde la mayoría son “homeless” (sin hogar) y de tanto en tanto el río les recuerda quien manda.

Pegando un salto exponencial entre lo que debía hacer en el día de hoy, y decidir suplir la bruma ambiente con la de los (también espesos) sonidos del pasado, caigo en la cuenta que nada ha cambiado demasiado, o si para algunos pero nada para muchos otros

“Si vas hacia el río

Me la juego que encontrarás muchos allí”.

La tecnología me permite colocar la misma canción con solo colocar el número en el displey, y ahora sí, permitirme dedicar este tiempo blanco a quien sabe que yo sé que el gusta de esta música, y que como experto en el tema debe de investigar si se trata de una dama o de un barco.

Y mientras se pueda uno seguirá-

Rodando, Rodando, Rodando por el río.