·

Los restos del amigo del «Che» Guevara llegaron a Alta Gracia

Las cenizas de Alberto Granado, amigo y compañero de ruta de Ernesto "Che" Guevara arribaron a la localidad cordobesa de Alta Gracia, tal cual expresó antes de morir en marzo de este año.

Alberto Granado acompañó al Che en su camino a la revolución, en Cuba.

La voluntad de quien acompañó al Che durante sus viajes por Latinoamérica fue que dispersaran sus cenizas «en su tierra natal, Argentina; en Venezuela, donde conoció el amor; y en Cuba, donde concretó sus sueños», contó su hijo Alberto Granado Duque al diario La Voz de Córdoba.

En el marco de la 8° Semana del «Che», las cenizas de Granado llegarán al Museo del «Che» y serán depositadas en la urna de una sala que llevará su nombre.

Alberto Granado nació en la localidad cordobesa de Hernando, en 1922. En 1951 se recibió de Bioquímico en la Universidad Nacional de Córdoba, cuando Ernesto Guevara –con 23 años– aún transitaba la carrera de medicina.

En ese mismo año, montados en «La poderosa», una motocicleta Norton 1939, decidieron realizar un viaje por Sudamérica. La fase final fue en Venezuela. Allí, Granado se quedó a trabajar y al tiempo formó una familia con Delia Duque. Mientras tanto, el «Che» regresó a Argentina para culminar con los estudios. La Revolución Cubana en 1960 hizo que los amigos volvieran a encontrarse.

Durante su estadía en Cuba, Granados participó en la formación de la Escuela de Medicina de Santiago de Cuba, y contribuyó en la formación de numerosos centros científicos. En la película Diarios de motocicleta , dirigida por Walter Salles y asesorada por Alberto Granado, se pueden observar tramos del viaje que Ernesto «Che» Guevara y su amigo realizaron por Sudamérica. Alberto tenía 30 años y Ernesto, 23.