·

¿Barcelona al borde de la quiebra?

Javier Faus, vicepresidente económico de la entidad catalana, explicó que el club debe más de 350 millones de euros a entidades financieras. Al mismo tiempo, sostuvo que disponen de 45.000.000 para fichajes. Además, el dirigente dejó en claro que futbolistas como Javier Mascherano y Dani Alves tuvieron que aceptar una merma en su salario para poder lucir la casaca "blaugrana"

En declaraciones a la prensa, Javier Faus, vicepresidente económico de Barcelona, explicó que el club dispone de 45 millones de euros más los ingresos por posibles ventas. “Si no llega con esta cantidad, el asunto tendría que volver a la junta directiva y ésta decidirá si el club puede afrontar ese sobreesfuerzo que exigen los técnicos o no, pero el Barcelona nunca dejará de fichar porque está previsto en nuestro modelo, para ser competitivos”.
El dirigente expuso los esfuerzos que le han solicitado a algunos de los jugadores. «Si pedimos al Sr. Mascherano que viniera bajándose el sueldo y Alves redujo sus pretensiones económicas, ya que estuvimos a punto de perderlo solamente por un millón de euros. Entonces, por qué no podemos pedir lo mismo a los otros deportes”. Esto en relación a que varias disciplinas del club tendrán rebajas de presupuesto considerables.

El dato curioso que Faus reconoció que ganar la Champions League ha reducido en cuatro millones los beneficios estimados. “El Barcelona hubiera ganado 38 millones si hubiese caído en cuartos y, por las primas que se ha visto obligado a pagar, ese beneficio se ha reducido a 34. Estamos encantados de haber perdido esa cantidad. Hemos salido en todos los medios del mundo, y eso tiene un valor incalculable para la imagen y la marca de FC Barcelona», explicó el dirigente.

Además, el  vicepresidente económico ha confirmado que el dinero pagado al plantel y cuerpo técnico en primas asciende a 47 millones de euros: 27 por ganar la Liga y 20 por la Champions League. «Ganar tiene su precio», sentenció. No obstante, el propio Faus pasó a detallar la deuda real que tiene la institución.

La deuda neta del Barcelona es ahora de 364 millones, cuando hace un año alcanzaba los 431. En términos brutos, esa deuda es de 483 millones. «Hay que reducir la deuda. Mientras tanto, no se podrán gastar 100 millones en fichajes. Ahora, en dos o tres años, el Barça será el club más solvente del mundo. La situación que ahora vivimos durará poco, pero necesitamos este margen para pagar muchas cosas que nos hemos encontrado: deudas heredadas, fichajes de jugadores y terrenos que no han salido bien. Si no la reducimos, el Barça será de los bancos«.

Finalmente, el vicepresidente analizó los avances que se han logrado. «En el anterior ejercicio hubo 83 millones de pérdidas. Nos dijeron que era maquillaje contable y que este año tendríamos 70 millones de ganancias, pero no es así. En este ejercicio y a falta de que se auditen las cuentas, hemos rebajado las pérdidas a 21 millones. Nosotros somos transparentes. Si seguimos con el plan de solvencia, el año que viene no perderemos, se lo aseguramos. Ganaremos dinero. No será mucho, pero a partir de ahora subirá cada año más, cerró.