·

Khadafi: «No voy a irme, no me rendiré y terminaré como un mártir»

El líder del régimen libio, Muammar Khadafi, se dirigió a los jóvenes que lo apoyan y los arengó a que sigan adelante con la revolución: "No tengo nada que perder. La revolución significa ir hasta el final de la vida, siempre".

Así lo manifestó el dictador de Libia, en un mensaje al mundo desde Trípoli, en medio de la rebelión popular que pide su renuncia y exige libertad. Trató a los manifestantes de «cobardes» y tuvo más frases polémicas. «Khadafi es historia, revolución y resistencia», afirmó, hablando de sí mismo en tercera persona. Aseguró que es «el líder de África, Asia y también Sudamérica»

El dictador se refirió así a la crisis que atraviesa su país dadas las protestas masivas del pueblo que exigen libertad y democracia, por las que murieron cerca de 400 personas de acuerdo a organizaciones no gubernamentales.

El líder del régimen aseguró que su país no está dispuesto a aceptar caer bajo el poder del colonialismo. «No quieren que Libia tengo una identidad propia, no están dispuestos a que la revolución africana lidere al mundo. Nosotros lideramos África, Sudamérica y Asia», agregó el libio.