·

Cabildo abierto del PJ: un rosario de buenas intenciones

Con una exigua concurrencia de afiliados y dirigentes alineados en una misma opinión, el PJ se habló a sí mismo de la amnistía, de los buenos viejos tiempos y de la necesidad de estar unidos ante las elecciones. Poco más que una catarsis.


(Río Grande, mayo 22 de 2010) – A mitad de camino entre la catarsis partidaria y la necesidad de meterle presión al Congreso partidario para forzar la amnistía, el Consejo Departamental del PJ logró reunir este viernes a un grupo de dirigentes que -otra vez- no pudieron darse el gusto de ver frente a sí a la numerosa militancia que el Peronismo supo atraer hasta el año 2.000.


Poco más de un centenar de afiliados enmarcaron el encuentro efectuado en el Club Sportivo para escuchar a sus dirigentes defender la participación abierta de afiliados en las internas venideras.


David Splendiani (presidente del Departamental), Chiquito Martínez (vice del Consejo Provincial, Meco Donatti (vice del Departamental) y Juan Carlos Pino (presidente del Departamental Ushuaia) ocuparon la mesa de conducción del debate, frente a un auditorio que, en primera fila dejaba ver a Mario Daniele sentado junto a Hugo Cóccaro. A los lados Omar Becerra, Juan Carlos Arcando, Oscar Noto, Juan Degratti, la concejal tolhuinense Karina Tillería, Juan Altamiranta completaban la primera línea. Entre el público, otros dirigentes de peso prefirieron el perfil bajo. Mario Ferreyra, Eligio Lovera, Gerónimo Ruiz y Nene Martínez entre ellos.


La unánime ausencia de dirigentes opuestos a la amnistía restó toda posibilidad de debate a un encuentro en el que una veintena de oradores se limitaron a ratificar la postura favorable a un “peronismo abierto para todos” los candidatos con pocas alusiones personales y un reiterado reclamo contra los electos y su falta de comparencia.


En la apertura, Mario Daniele pidió por “Resolver rápidamente” la cuestión de la amnistía “porque la verdad es que nos da un poquito de vergüenza que con la situación que está pasando la provincia, con la crisis que tiene Tierra del Fuego, nosotros nos estamos ocupando de un tema administrativo y tan menor como es la Carta Orgánica”. Curiosamente, el ex presidente del partido cargó las culpas contra la oposición en el poder por cuanto consideró que “Ha sido también una estrategia por parte de los que gobiernan de instalar este tema como el gran tema para tapar las grandes dificultades que tienen”. “No tenemos que caer en esta trampa”, arengó.


Apoyándose en la postura del partido a nivel nacional, Daniele opinó que a quienes quieren volver al partido “Debemos darles la oportunidad, abrirles los brazos por única vez, como lo ha hecho el presidente Kirchner, para que todos puedan participar libremente en la interna del Justicialismo”.


Entre los más aplaudidos, el dirigente Héctor “Moncho” Garay defendió a los militantes, remarcando que “ Hay Compañeros acá que trabajan que trabajan todo el año para que gane el Peronismo y no tienen su reconocimiento”.


“El compañero Cóccaro –abogó Garay- tiene un montón de compañeros que lo siguen y son peronistas”. “Llegamos todos juntos, separados no llegamos a ningún lado”, reflexionó, aunque advirtiendo que “Ojalá los compañeros que participen de la interna respeten y luego del acto electoral, se queden dentro del partido Justicialista”.


El previsible cierre estuvo a cargo de Chiquito Martínez, quien –erigido en emblema del PJ fueguino- volvió a hacer un fuerte llamado a la unidad y a la acción de todos los peronistas.

Escuchar Audio