·

Problemas para el turismo en Las Grutas: falta agua

Empresarios, prestadores y comerciantes se quejaron por los problemas continuos que hay con el suministro de agua en la villa turística. Afirman que varias reservas turísticas se cayeron por la falta del líquido.



(Río Negro, San Antonio Oeste, enero 12 de 2010) – Al problema de los derrames cloacales que el domingo afectaron a la bajada 0 de la villa se sumó la falta de agua que se registró durante todo el fin de semana.


La escasez del suministro obligó a los comerciantes a cancelar algunos servicios y hasta a devolver el dinero de las reservas de alojamientos, ante las numerosas quejas de los veraneantes que con altísimas temperaturas como las que se registraron se vieron afectados por la carencia.


La falta de agua siguió evidenciándose ayer, por eso muchos restaurantes no abrieron sus puertas y un grupo de prestadores, a primera hora de la mañana, decidió presentarse ante las oficinas que la firma posee en SAO para obtener una solución al problema.


«Esto ocurre desde que empezó la temporada, por eso optamos por ir a buscar una respuesta y nos reunimos con el gerente local, Víctor Basile y el señor Lelio Fanelli, que terminaron reconociendo que ellos son ´transportadores´ de agua y que ahora lamentablemente agua no hay» manifestó Carlos Rivas, uno de los comerciantes que participó del encuentro.


«Nos explicaron que desde mediados de diciembre, cuándo la empresa se dispuso a enviar al balneario como cada verano el excedente de agua del acueducto de Alpat se dieron cuenta de que unas ´incrustaciones´ en el canal estaban achicando la cantidad de metros cúbicos que deberían llegar, y dijeron que ahora están efectuando una obra a mitad de ese acueducto (consistente en una estación de rebombeo para incrementar el caudal) que se finalizará el 15 de este mes» manifestó Rivas.


Sin embargo, todas las voces coincidieron en que lo que realmente ocurre es que al incrementarse la producción de Alpat ellos poseen un remanente de agua menor, por eso ese excedente que mediante un convenio le ceden a la villa turística y se suma al que tradicionalmente le envía ARSA, no llega a cubrir las necesidades de los usuarios en plena temporada.


«Los mismos funcionarios de ARSA reconocen que la obra que terminarán supuestamente el 15 es sólo un parche, y que el proyecto lo tienen parado desde hace cuatro años pese a la insistencia de Alpat en realizarlo, pero lo concreto es que lo que debe priorizarse es la inversión que está prevista en el plan director de aguas, porque sin obras nuevas este rebombeo no aportará soluciones a largo plazo» manifestó el prestador.


Fuente: Diario Río Negro RN