·

Remiseros levantaron la carpa

El presidente del Concejo Deliberante, Juan Pipo Rodríguez persuadió a los remiseros de levantar la carpa de protesta instalada frente al Municipio a los efectos de generar las condiciones para conformar una mesa de diálogo a través para buscar soluciones que conformen a todos los sectores.

LA REUNIÓN SE CELEBRÓ EN EL CONCEJO



(Río Grande, 06 de Enero de 2010) – El presidente del Concejo Deliberante e intendente, a cargo, del Municipio local, Juan Pipo Rodríguez persuadió a los representantes de los remiseros, a levantar la carpa de protesta que habían instalado para el Municipio. Rodríguez solicitó a sus interlocutores que generen las condiciones necesarias para retomar el diálogo en busca de soluciones.


El encuentro se desarrolló en horas de la tarde en la sala de Comisiones del Concejo Deliberante dónde el titular de la institución legislativa, hoy a cargo de la Intendencia, dialogó con los representantes de los remiseros que reclaman la entrega de patentes para sostener su fuente laboral.


Durante el encuentro Rodríguez manifestó a los remiseros la vocación del Concejo Deliberante de oficiar de mediador en el conflicto desatado hace ya 60 días como consecuencia de la presión de la AFIP y el Ministerio de Trabajo de Nación para que los trabajadores del volante sean inscriptos como trabajadores por los propietarios de las licencias de taxis y remis y se les pague un sueldo y se efectúen sus aportes.


Ante esta situación un grupo de choferes instaló una carpa frente al Municipio para reclamar que se les adjudique licencias argumentando que ese transporte público no es rentable como para que los titulares de las licencias blanqueen al personal.


Después de 40 días de protesta, en el día de hoy los remiseros fueron persuadidos por el presidente del Concejo Deliberante para que suspendan la protesta y permitan generar un marco de diálogo para comenzar a discutir una solución global para todos aquellos que se encuentren en la misma situación.


Los remiseros plantearon sus quejas al intendente, a cargo, y manifestaron su malestar con relación a la falta de controles en cuanto al uso que los titulares de las licencias le dan a la misma entendiendo que “no la trabaja o la transfieren”, y además cuestionaron “a quienes se les entrega las licencias”.


El presidente del Concejo Deliberante explicó las dificultades que tenía para dar una solución al reclamo de los trabajadores y la inviabilidad de llevar adelante la entrega de nuevas licencias en el marco del respeto a las normas legales vigentes por lo que sugirió generar las condiciones para facilitar el diálogo.


Los trabajadores del volante agradecieron haber sido recibidos y se mostraron predispuestos a colaborar con el espíritu mediado del Concejo Deliberante, tras lo cual anunciaron la decisión de levantar la carpa instalada frente al Municipio.