·

Rally Nacional: Pozzo se llevó la carrera y Villagra el campeonato argentino

Gabriel Pozzo, navegado por Daniel Stillo, en un Subaru Impreza, se adjudicó el Gran Premio Coronación de Unquillo, Río Ceballos y La Falda, mientras que su coterráneo Federico Villagra, navegado por Diego Curletto, en un Mitsubishi Lancer Evo X, se consagró por 8º vez campeón argentino de Rally.

Gabriel Pozzo, ex campeón mundial del Grupo de Producción en 2001, junto a Daniel Stillo, hizo una excelente carrera, exprimiendo a fondo al Subaru, muy bien alistado por la escuadra de los hermanos Barattero y volvió al triunfo en esta última carrera del año, con un tiempo de 1h. 51m. 36s. 3/10 para recorrer los 143,49 kilómetros de los 14 tramos, a un promedio de 77,14 kph.< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

En el segundo lugar se ubicó a Federico Villagra, a 38s. 7/10 del ganador, sumando 8 puntos por esta clasificación general, más 3 por la segunda etapa, lo que le alcanzó holgadamente para llevarse el certamen nacional una vez más en la Clase N-4, la mayor de esta categoría del automovilismo deportivo, mientras que tercero terminó Claudio Menzi, a 1m. 25s. 1/10, con otro Subaru.

Posteriormente clasificaron el cordobés Juan Manuel Marchetto, el puntano Miguel Baldoni, campeón de la N-4 Light y que debutaba en esta clase en esta carrera; el tucumano Gerónimo Padilla; el cordobés Elder Tasca, campeón de la Súper R y que se sube ahora y gana la N-4 Light, y el barilochense Nicolás Madero, todos con Mitsubishi.

Precisamente este último lideraba el certamen y era firme candidato a llevarse la corona 2009, pero la rotura de un bombín del embrague, lo hizo retrasar ayer más de 11 minutos.

Y a pesar de ganar hoy los 5 puntos que otorga la etapa y de la estrategia de su equipo, el «Tango Rally Team», de hacer abandonar ayer a Marcos Ligato y a Alejandro Cancio, para favorecer al barilochense.

Madero salió hoy a cumplir con su parte, se impuso en la etapa, aunque necesitaba trepar hasta el cuarto lugar en la general para postergar a «El Coyote», sin embargo, y luego de una gran remontada, no logró pasar más allá del 8§ lugar en la general entre los que sumaron y debió conformarse con el subcampeonato, quedando a tan solo 3,5 puntos de Villagra, quien sumó 122 unidades.

En la Clase N- 3 ganó Manuel Machinea, que ya se había clasificado anticipadamente campeón de esta divisional, escoltado por Pablo Morán, con un Renault Clío.

En la clase menor del rally, la N-2, el jujeño Luis Gius, navegado por Roberto Bulacio, fue imbatible con su Ford Ka; postergó en la general a Fabián Ghiggia y a René Luna, y aunque con solo llegar era campeón, ganó y el neuquino Martín Bisanti, que podía arrebatarle el campeonato, abandonó al romper un palier y la caja de su Fiat Palio al irse del camino.

Al finalizar la competencia, Pozzo bromeó que «está muy bueno ganar de esta forma, con tanta contundencia, además de ser la última carrera del año porque eso nos da tres meses para poder festejar hasta largar de nuevo el año que viene», donde anticipó que estará corriendo en esta misma categoría, en la nueva clase Súper 2.000.

«Estoy contento por no haber quedado en el medio de la definición ya que Federico Villagra y Nicolás Madero son amigos», agregó.

Y luego sostuvo que «el Subaru demostró que sigue siendo competitivo y que debe mejorar en las partes con pisos más blandos» y finalizó expresando que «creo que demostré que no estoy viejo y sigo vigente».

A su vez, el campeón Villagra, en medio de los festejos de su equipo, el VRS, expresó «estoy muy contento con este campeonato, sobre todo por la forma en que se logró. Creo que a la larga lo voy a festejar más que a los otros que conseguí».

«Me llamó la atención la forma en que lo pude revertir. A Bariloche fui solo con la intención de estirar la definición hasta esta carrera», dijo.

«Parecía imposible pero lo dimos vuelta en las 2 últimas fechas. Se sufrió mucho pero logramos el objetivo», añadió y adelantó que en el 2010 hará 8 carreras del mundial y seguirá nuevamente en el Nacional.

En tanto, Luis Gius, campeón de la N-2 dijo que «teníamos dudas con este auto (Ford Ka), que había andado bien en el Rally Federal, pero el Campeonato Argentino es mucho más duro y difícil, y había que desarrollarlo, pero el equipo lo hizo y lo transformó en un tanque» y anticipó que el año próximo, por cuestiones presupuestarias, volverá a correr en la misma clase «que es muy competitiva».

El Campeonato Argentino de Rally 2009 coronó como campeones a Federico Villagra en la Clase N-4; a Miguel Baldoni, en la N-4 Ligth; a Elder Tasca, en la monomarca Subaru Súper R; a Manuel Machinea, en la N-3; a Darío Hernández, en la A-6, y a Luis Gius, en la N-2.

El certamen 2010 de esta categoría se reanudará el año próximo, el 26, 27 y 28 de febrero, con el «Rally de Homenaje a Jorge Raúl Recalde».

Clasificación Final

1°) Gabriel Pozzo-D. Stillo Subaru Impreza 1h.51m.36s.3/10

2°) Federico Villagra-D. Curletto Mitsubishi Evo X a 38s.07/10

3°) Claudio Menzi-D. Cagnotti Subaru Impreza a 2m.03s.8/10

4°) Juan Marchetto-J. Díaz Mitsubishi Evo IX a 2m.10s.0/10

5°) Miguel Baldoni-R. Quiroz Mitsubishi Evo IX a 4m.28s.3/10

— Marcos Alvarracín-E. Cabrera Mitsubishi Evo IX a 8m.00s.5/10

6º) Gerónimo Padilla-R. Kember Mitsubishi Evo IX a 8m.24s.6/10

7°) Elder Tasca-L. Londero Mitsubishi Evo IX a 8m.28s.3/10

8°) Nicolás Madero-G. Piazzano Mitsubishi Evo X a 11m.1s.1/10