·

El Dakar 2010 llega con seguridad reforzada

Así lo anunciaron hoy los organizadores de la prueba al presentar el plan de seguridad que estará coordinado por fuerzas federales y provinciales. Además, los días previos a la competencia, que arranca el 1 de enero, se instalará material audiovisual para concienciar a los espectadores. Así irán equipados los pilotos.

El Dakar del Bicentenario sumó hoy un nuevo capítulo en la cuenta regresiva con el lanzamiento del Plan de Seguridad de la competencia, que se correrá del 1 al 17 de enero por la Argentina y Chile.< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

El Plan de Seguridad para el Rally 2010 estará coordinado por las fuerzas federales y provinciales bajo la supervisión de la Secretaría de Turismo de la Nación y la Comisión Organizadora del Dakar, tal como ocurrió en la edición 2009

“El éxito en materia de seguridad de la edición 2009 nos permitió trabajar con los organismos de seguridad con más precisión y para el próximo año duplicaremos los esfuerzos para tener un Dakar seguro”, enfatizó hoy el coordinador del Dakar por la Secretaría de Turismo, Leonardo Boto, al hacer la prestación.

El lanzamiento fue realizado en un hotel céntrico de Capital Federal en el que también estuvieron presentes el coordinador general de Gendarmería Nacional, Francisco Provasi; el director general del Dakar, Etienne Lavigne; el director de relaciones exteriores de Amaury Sport Organization (ASO), Gregory Murac, autoridades provinciales de los comités de Seguridad, integrantes del Ministerio de Planificación y Seguridad; Policía Federal, Prefectura Naval Argentina y Defensa Civil.

Boto informó además que los días previos a la competencia se instalará material audiovisual que no sólo permitirá promocionar la carrera sino que también servirá para “concientizar” a los espectadores acerca de los riesgos que acarrea una prueba de tal magnitud.

Una vez más, el francés Etienne Lavigne dejó muy en claro la importancia que le da la organización a la seguridad y subrayó que se trata de un aspecto “fundamental”.

“En estos treinta años de historia, la seguridad siempre fue la prioridad del Dakar”, dijo el organizador general del Rally.

Entre los principales aspectos que aborda el plan, se pone especial énfasis a la seguridad en los parques cerrados, las zonas de espectadores, vehículos y pilotos durante la carrera.

El plan incluye también a la columna logística de apoyo o aquellos medios de prensa que se movilizan en vehículos dispuestos por los equipos, ya que todos ellos –al igual que los de carrera- van monitoreados con un GPS y un limitador de velocidad.

También, se abordará la seguridad vial en rutas y calles afectadas al rally. Cabe destacar que se suma

La Agencia Nacional de Seguridad Vial se sumará al operativo con 15 vehículos y un grupo de 30 personas, especialmente dispuestos por las rutas y calles por las que transitará el Dakar.

Así irán equipados los vehículos de carrera

Los vehículos, tanto motos, autos, cuatriciclos y camiones, estarán equipados con dispositivos de seguridad especiales. El iritrack, que es un sistema de seguridad que asocia principalmente la tecnología GPS (Global Position System) y voz por enlace vía satélite.

Este dispositivo permite la comunicación entre los concursantes, la organización y la gestión de intervención del auxilio a los competidores. Es vital ante cualquier percance, desde un problema mecánico hasta si un piloto se descompone.

Los vehículos también están equipados por una baliza de emergencia por satélite que transmite el número de identificación de GPS.

La nueva aventura Dakar en suelo sudamericano

La edición 2010 del rally más exigente del mundo y que por segunda vez en sus 30 años de historia deja el continente africano para correrse en Argentina y Chile, comenzará el 1 de enero en Buenos Aires.

Más de 700 vehículos y cerca de 2.500 personas integrarán esta travesía llamada Dakar que transitará cerca de 9.000 kilómetros en 14 etapas repartidas en partes iguales entre Argentina y Chile.

Buenos Aires también volverá a ser el punto llegada, pero antes los más de 500 competidores deberán luchar contra los difíciles caminos de Córdoba, La Rioja y Catamarca.

Luego cruzarán a Chile y allí se enfrentarán el desierto de Atacama pasando por Copiapó, Antofagasta, Iquique, La Serena, para luego volver a la Argentina y seguir por San Juan, Mendoza y La Pampa.