·

Ríos recibió a los tres intendentes

La charla sirvió para aclarar algunas manifestaciones bastante duras realizadas por los intendentes “que se dicen desde la tribuna política”, dijo la gobernadora que además calificó como “una excelente reunión” al encuentro mantenido con los jefes comunales.

< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

(Río Grande, 24 de Agosto de 2009) La gobernadora Fabiana Ríos recibió este lunes a los intendentes de Ushuaia, Río Grande y Tolhuin, Federico Sciurano, Jorge Martín y Claudio Queno respectivamente, donde por más dos horas abordaron diversos temas relacionados con la situación económica financiera de la Provincia y las deudas que reclaman los municipios.

La Mandataria no dudó en calificar como “una excelente reunión” a la conversación mantenida con los jefes comunales, toda vez que se pudo avanzar “con una posibilidad de acuerdos importantes y a otros que se arribó en relación a la deuda histórica, la compensación con obras y la regularización de los pagos de parte de la Provincia”.

Ríos comentó también que parte de la larga charla sirvió para aclarar algunas manifestaciones bastante duras realizadas por los intendentes “que se dicen desde la tribuna política”, aunque admitió que “seguimos teniendo algunas discrepancias con respecto a los números de acuerdo los cortes que hace cada uno”.

Respecto a la cancelación de las deudas históricas mediante obras de infraestructura gestionadas ante el Fondo Fiduciario de Infraestructura Regional, la Gobernadora aclaró que “mas allá de los acuerdos de partes o la voluntad que tengamos de resolver esas deudas con obras, dependemos todos de la autorización de la Legislatura provincial para acceder a esa financiación por 50 millones de pesos”.

En torno a los planteos por el goteo de coparticipación, Ríos recalcó que “nosotros nunca negamos que hubiesen desfasajes de días” en el envío de los fondos. Si bien admitió que ante las demoras “la necesidad de los municipios de cobrar en tiempo y forma expresa solo una parte del problema”, pero que no es diferente “a la necesidad de los trabajadores, del IPAUSS y de los proveedores de cobrar también en tiempo y forma”.

Por tanto, “la preocupación es como se compatibilizan los intereses de todas las partes, tratando de cumplir en la medida de lo posible con todos los actores” agregó.

Ríos dijo haber recibido de los intendentes “la comprensión y la preocupación” por esta situación, pero subrayó que en el medio de tamaña complejidad “lo que no debe existir es la crispación”.

En cuánto a la garantía que el Ejecutivo provincial dio a los municipios de remitir los fondos para hacer frente al pago de los salarios del presente mes, Ríos dijo que “no estamos haciendo nada más que lo que hicimos siempre”.