·

TC 2000: Mariano Werner se impuso en Resistencia

El piloto del equipo oficial Toyota se adjudicó la competencia que se llevó a cabo en el circuito Yaco Guarnieri, de la provincia de Chaco. Completaron el podio Leonel Pernía (Honda New Civic) y Emanuel Moriatis (Toyota Corolla).

El piloto Mariano Werner, con Toyota Corolla, logró hoy el triunfo en la carrera del Turismo Competición 2000, que se desarrolló sobre 40 vueltas al autódromo de Resistencia, de 2695 metros, en la sexta presentación del año de la especialidad, consiguiendo así su primer éxito después de participar en 23 competencias. < ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

El podio de la prueba quedó integrado por Werner, Leonel Pernía (Honda New Civic) y Emanuel Moriatis (Toyota Corolla), respectivamente ante gran aficionados.

La multitud vivó también a su gran ídolo Juan Manuel Silva (Honda New Civic) que libró su «batalla» personal con su «coequiper» José María López, que trajo bastante malestar e incluso llantos por parte del exitoso piloto cordobés contrariado por la orden dada por el equipo para permitir que el chaqueño arribara adelante.

Los diez primeros lugares se completaron con Chrsitian Ledesma (Chevrolet Vectra), Gabriel Ponce de León (Ford Focus), Juan Manuel Silva (Honda New Civic), José María «Pechito» López (Honda New Civic), Norberto Fontana (Toyota Corolla), Martín Basso (Ford Focus) y Esteban Tuero (Peugeot 307 ).

Con este resultado, el campeonato sigue liderado por el local Juan Manuel Silva con 78 puntos, escoltado por José María López con 62 puntos, Leonel Pernía con 57 puntos, Matías Rossi con 46 puntos y Mariano Werner con 38 puntos.

El espectáculo deportivo que contó con la presencia de numeroso público y con gran humedad ambiente y pronóstico de lluvia, se inició con la carrera clasificatoria del TC 2000 que luego de 17 vueltas dejó como ganador a Mariano Werner (Toyota Corolla).

Detrás, terminaron Emanuel Moriatis (Toyota Corolla ) y Gabriel Ponce de León (Ford Focus), en tanto que José María López (Honda New Civic) clasificó décimo.

Posteriormente se disputó la final de la Fórmula Renault 1.6 a 23 giros que mostró Francisco Ardusso en lo más alto de la clasificación con 24m.16s.819/1000, dejando detrás a Franco Vivian a 497/1000 y Francisco Troncoso a 2s.072/1000.

Con este resultado, el campeonato quedó encabezado por Francisco Troncoso, ahora con 89 puntos, escoltado por Francisco Ardusso con 81 puntos y Franco Vivian con 47 puntos.

Con cielo cubierto y amenazante de lluvia, y luego de dos vueltas de reconocimiento por un problema en el auto de Luis José Di Palma (Ford Focus) en la grilla, se largó la competencia en consecuencia a 40 vueltas, una menos que la establecida en el organigrama original.

Werner, tal como lo había hecho en la carrera clasificatoria se fue en punta, seguido por Moriatis, Pernía, Ledesma, Ponce de León y Fontana, con algunas acciones complicadas entre algunos participantes que se fueron tocando peligrosamente.

Sobre la cuarta vuelta Emiliano Spataro (Fiat Linea) debió ingresar a boxes con problemas en su máquina, para posteriormente abandonar. Poco después Di Palma también fue a boxes.

Cumplidas las 10 primeras vueltas las posiciones en pista mostraban a Werner en la punta, seguido por Moriatis,Pernía, Ponce de León, Fontana, López, Silva, Ortelli y Girolami en los 10 primeros lugares.

Mientras Werner seguía liderando sin inconvenientes, «Pechito» López con sus características de manejo se fue para adelante y logró superar a Silva y se quedó con sexto lugar.

Una falla en la máquina de Moriatis, posibilitó poco después que Pernía lo superara y lo dejara en el tercer lugar por lo que cuando se desarrollaba la vuelta número 21 las posiciones mostraban a Werner, escoltado por Pernía, Moriatis, Ledesma, Ponce de León, López, Silva, Fontana, Ortelli y Girolami.

En otro orden de cosas, hasta el momento se habián sumado a las deserciones Fernando Llaver, Lucas Armellini y Daniel Belli. Faltando 5 giros para finalizar Omar Martínez se sumaba a los abandonos con el otro Fiat Linea, en tanto que Silva se mostraba en el séptimo lugar detrás de López, posteriormente por una orden de equipo lo superó y llegó sexto ante la impotencia y total desagrado por exitoso piloto cordobés, que incluso se quedó largos minutos llorando dentro de su auto.

El banderazo final recibió en primer lugar a Werner, escoltado por Pernía y Moriatis, respectivamente.