·

Grondona agregó al Gigante de Arroyito como escenario optativo para las Eliminatorias

El presidente de la AFA elevó un pedido al organismo rector del fútbol mundial para que el estadio de Rosario Central sea una alternativa en la clasificación sudamericana. No obstante, pese a las quejas de Maradona por el mal estado del campo, la Selección jugaría ante Brasil en River.

Las consecuencias de las protestas de Maradona por el mal estado del campo de juego del estadio Monumental de Núñez no se agotaron en el pedido de explicaciones por parte del titular ‘millonario’ José María Aguilar, sino que derivaron además en un pedido formal de Julio Humberto Grondona a la FIFA, de la que es vicepresidente.< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

El calificativo utilizado por Diego para describir el estado de la cancha (“pisadero”) y la coincidencia general de los jugadores sobre la incidencia negativa de esa circunstancia en el nivel de juego mostrado ante Colombia, motivaron la decisión de Grondona de pedir a la FIFA que se incluya al Gigante de Arroyito como escenario alternativo.

No obstante, la posibilidad de que el clásico ante Brasil, previsto para el 5 de septiembre próximo, por la 15ta. fecha de las eliminatorias del mundial de Sudáfrica 2010, se juegue en el estadio de Rosario Central estaría descartada, por lo que el escenario sería el de siempre, el Monumental.

De todos modos, hay un antecedente de un encuentro disputado entre Argentina y Brasil en el Gigante de Arroyito: el 18 de junio de 1978, por el Mundial, empataron 0 a 0, por la segunda fecha de la segunda rueda del certamen.

Fuente: Telam