·

Denuncian “aprietes” del ministerio de Salud

Trabajadores del Hospital Río Grande repudiaron una orden de la ministro de Salud María Grieco quien pidió se le detallen por escrito los nombres de los empleados que adhieran a las medidas de fuerza.

A minutos de que se inicie la medida de fuerza impulsada por < ?xml:namespace prefix = st1 ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:smarttags" />la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina (ATSA), los representantes gremiales recibieron de parte del Ministerio de Salud provincial una notificación donde se exige los datos personales y número de legajo de todos aquellos empleados que se adhieran a la medida.

< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

Para los representantes de ATSA, la decisión de la ministra maría Grieco “se parece a las que recibíamos de parte de Carlos Manfredotti” y rechazaron cualquier medida de este tipo, a la calificaron como un “apriete a los compañeros”.

Asimismo, y ante esta novedad, ATSA manifestó que continuarán las medidas de fuerza durante la próxima semana y que incluso puede modificarse el horario de los paros. Tomó fuerza en los pasillos del hospital local que las próximas medidas de fuerza se realizarían por la mañana, con lo cual se vería sumamente afectado, por ejemplo, el servicio de laboratorio.