·

La sesión especial del Concejo, a cuarto intermedio

Es por la presencia de usurpadores que llegaron al recinto deliberativo a presionar para que se apruebe el proyecto que propone la compra de terrenos para la entrega a asentyamientos ilegales.

La sesión especial del Concejo Deliberante de Río Grande pasó a un cuarto intermedio tras comenzar con tres horas de demoras, por la presencia de un centenar de vecinos de los asentamientos ilegales de la margen sur, que con su presencia intentaron presionar a los ediles para que se aprueben los proyectos que tienden a otorgarles las tierras a los intrusos.

La sesión estaba pautada para las 14 pero por las constantes manifestaciones comenzó finalmente a las 17.30 y una hora después fue suspendida. En dicho encuentro, los ediles de Río Grande tratarían un proyecto presentado por el ARI para queel municipiocompre parcelas de tierra que luego serían entregadas a los usurpadores de margen sur.

Se sabía de antemano que dicho proyecto no prosperaría pero que sí podía hacerlo el que fue presentado por Ariel Pagella, donde se le exige al municipio que inicie acciones legales contra el Gobierno provincial para cobrar la deuda que el Estado provincial mantiene con la ciudad y que ronda los 34 millones de pesos.

Con parte de ese dinero, el proyecto prevé el llamado a licitación para tierras que luego de adquiridas serán urbanizadas.

Las constantes interrupciones y la intimidación derivaron en incidentes que motivaron a los ediles a pasar a un cuarto intermedio.