·

Mariotto defendió en Río Grande el proyecto de Ley de Radiodifusión

El titular del COMFER, Gabriel Mariotto, encabezó una conferencia en la que destacó “la apertura al debate y a la discusión de una nueva Ley de Radiodifusión”, propiciada por el gobierno nacional. Entregó licencias a nuevas radios habilitadas.

< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

El titular del Comfer Gabriel Mariotto defendió hoy en Río Grande el proyecto oficial de radiodifusión, señalando que «el Estado debe ser la garantía de la libertad de expresión», en un debate realizado en la sede local de < ?xml:namespace prefix = st1 ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:smarttags" />la Universidad Tecnológica Nacional.

En la oportunidad estuvo acompañado por el Rector de la institución educativa, Ing. Mario Ferreyra, con quien se ha encarado una serie de proyectos conjuntos, entre ellos la puesta en marcha de un canal universitario de TV.

«La apertura al debate y la discusión de una nueva ley de radiodifusión significará para el área de la comunicación el hecho político más importante de los últimos 25 años» expresó Mariotto, quien disertó junto al director de Supervisión y Evaluación del Comfer Gustavo Bulla.

Ante periodistas y dueños de medios locales y estudiantes de Comunicación el funcionario afirmó que «este no es un debate de coyuntura, que haya comenzado hoy por una crispación por la relación de la prensa con el gobierno, como dicen algunos, sino que tiene antecedentes y mucha historia».

En su charla se remontó a la sanción del decreto-ley 22.285 de la última dictadura militar, que ya entonces generó voces críticas «contra esta norma tan restrictiva», que se acentuaron a partir de 1983 con la recuperación de la democracia.

Recordó que la iniciativa de una nueva ley está en las plataformas electorales de la UCR y el PJ «para constituir una sociedad acorde con la democracia» y se refirió a las «fuertes presiones de grupos periodísticos» que obraron en contra de las iniciativas.

«Nos encontramos ante un orden mediático que se ha dado de hecho, donde ninguno de nosotros ha tenido participación» dijo, destacando que en el Congreso se presentaron más de 60 proyectos para modificar la ley, de los que ninguno prosperó.

Dijo que «parecen natural o lógico que una misma empresa tenga todo y discutir eso genera crispación entre la política y los medios».

Mariotto analizó el sistema de comunicaciones vigente en Estados Unidos y sostuvo que allí «se controla a los monopolios y a los oligopolios de los medios de comunicación», enfatizando que «en Argentina el debate sobre estos mismos controles se encontró con una crítica infundada, que dice que desde el Estado pretende intervenir en los contenidos».

«Por el contrario, el Estado es la garantía de la libertad de expresión, porque este derecho empieza y termina en cada uno de los ciudadanos y no en ninguna empresa periodística. Si son muy pocos los que pueden expresar y muchos los que reciben, se produce una gran distorsión» afirmó.

Aseguró que con la reforma «habrá pluralidad de actores y de respuestas» y expresó que «contra la información de un holding no hay tiza y carbón», explicando cómo los grupos empresarios periodísticos manejan las agendas públicas e instauran los temas de discusión para la sociedad, haciendo que incluso los demás medios de prensa deban asumir esa agenda.

«Nadie quiere cercenar a nadie, queremos tener igualdad de oportunidades, y ese es el desafío de la nueva ley» definió.

Además de participar del debate Mariotto y Bulla extendieron licencias radiales en la provincia y realizaron un convenio de cooperación con la UTN.