·

Aumentan las quejas por los olores del Matadero

Vecinos que compraron terrenos adyacentes reclaman por el funcionamiento deficiente de la planta faenadora municipal. La evacuación de líquidos a través del sistema cloacal infringe todo tipo de normas sobre medio ambiente.

< ?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" />

A pesar de que el secretario de Gobierno del Municipio, Pablo Blanco, visitó el lugar y definió la situación como “perfectamente normal”, los vecinos del matadero municipal siguen reclamando por el olor nauseabundo y la proliferación de ratas en el barrio lindero a la planta.

Unas 95 familias compraron lotes en la zona que está clasificada como “residencial” por el Municipio, pero deben convivir con el matadero, cuyo funcionamiento se lleva adelante en estado de completa precariedad. Lo que más provoca perjuicio es la falta de procesamiento completo de los efluentes, que son volcados a la misma red que evacua las aguas servidas del barrio. El taponamiento de las cañerías y las tapas abiertas llenan el ambiente de un olor fétido que los vecinos califican como “insoportables”.

Sandra, una vecina del sector, hizo un nuevo llamado a la reflexión de los funcionarios. En diálogo con Radio Fueguina explicó su padecimiento y llamó a la intervención de las autoridades en Medio Ambiente, considerando que “Somos gente trabajadora que lo único que quisimos fue comprar un terreno para vivir en paz”.

(Imagen La 97: El matadero municipal, apenas comenzó a funcionar amargó la vida de los vecinos)

(Audio: Sandra, vecina del barrio lindante a la planta de faenamiento, en diálogo con La 97)

Escuchar Audio