·

Copa Libertadores: Lanús se quedó sin su premio consuelo

El equipo de Cabrero continúa en plena declinación, y como visitante, tras empatar con Atlas 2-2, quedó eliminado de la Copa Santander Libertadores; goles de Marioni, Mendivil y Acosta

Lanús iba por el milagro ante un Atlas que había ganado todos sus encuentros como local. En el Sur había perdido 1-0 y necesitaba un triunfo para pasar a cuartos de final. Pero no pudo lograrlo, aunque lo intentó hasta el último minuto, en México, empató 2-2 ante el equipo dirigido por Miguel Brindisi, y fue eliminado de la Copa Santander Libertadores.

El último campeón del fútbol argentino, necesitaba reivindicarse de los magros resultados en el torneo Clausura: el Granate está último en la tabla, Arsenal acaba de propiciarle una goleada por 6 a 2, y hace 10 fechas que no gana.

En los primeros minutos Lanús parecía tener una actitud más agresiva para convertir el primer gol del encuentro, y a los 12 minutos, Sebastián Blanco envía un centro desde la izquierda que Néstor Vidrio anticipa a José Sand y la saca al córner.

La respuesta de Atlas no se hizo esperar, y a los 18, Diego Colotto cabecea un tiro libre pasado desde la izquierda, tras ganarle a Quintana la posición, y el balón da en el travesaño, cuando Bossio ya estaba completamente superado.

Lanús atacaba pero no hería, y con más actitud que ideas claras, un pelotazo largo obligó al arquero de Atlas, Jorge Bava, salir del área para disputar el balón. Enseguida, el Granate intentaba con un remate de Blanco desde fuera del área, quien aprovechó el adelantamiento de Bava, y la pelota se fue por sobre el travesaño.

En cambio, al equipo de Brindisi, le bastaba sólo la presencia de Bruno Marioni, goleador de Atlas en Copa Santander Libertadores, para generar peligro. Así fue como a los 29, tras rebotar la pelota en Pelletieri, el ex Boca toma el balón, y con total serenidad, elude a Chiquito, y convierte el primero del equipo mexicano.

Hacia el final del primer tiempo Marioni, con un remate al ras, otra vez por la izquierda, estuvo cerca de marcar el segundo de Atlas, pero Bossio alcanzó evitar lo que hubiera sido un final completamente desolador para el equipo de Cabrero.

En la segunda fase parecía que el triunfo iba a ser sencillo para el equipo de Brindisi. Lanús no lograba penetrar con peligro en la última línea de Atlas, hasta que a los 18 minutos, Sand empata el partido, en una extraña jugada en la que luego de rebotar la pelota en él mismo, define al primer palo del arquero. El Granate quería el milagro, y dos minutos después, Bava tapa lo que pudo haber sido el segundo gol del Pepe.

Brindisi ya empezaba a impacientarse, y Lanús estaba más cerca del triunfo que Atlas del arco de Chiquito Bossio. Pero a los 33, tras un pase de Marioni, figura del partido, Ulises Mendivil quedó sólo ante un tibio Bossio y definió para poner a Atlas 2-1, en lo que parecía ser el resultado definitorio.

Pero el Granate no bajó los brazos nunca, y a pura garra, Lautaro Acosta, a los 90 minutos empata el partido. Faltaban sólo tres minutos y quedaba el último centro para Lanús. Chiquito fue a cabacear pero la arremetida del equipo del Sur no tuvo un final feliz y finalmente fue eliminado de la Copa Santander Libertadores.

Fuente: La Nación