·

Ratificaron en la Base Marambio los derechos argentinos sobre la Antártida

Lo hizo la Comisión de Relaciones Exteriores de Diputados, que sesionó en allí para conmemorar el día del Continente Blanco. Su titular, Ruperto Godoy (Frente para la Victoria), reiteró la "voluntad profunda de nuestro país de ejercer soberanía” en el lugar. También fue de la partida la gobernadora fueguina, Fabiana Ríos

La Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados sesionó este viernes en la Base Marambio para conmemorar el Día de la Antártida, durante una visita de varias horas con otras autoridades nacionales en la que se reafirmaron los derechos de soberanía argentina en ese continente.

Los legisladores viajaron acompañados por el director nacional del Antártico, Mariano Mémoli; el jefe de Gabinete de Cancillería, Alberto D’Alotto, en representación del canciller Jorge Taiana; el ministro de la Corte Suprema de Justicia Eugenio Zaffaroni y por la gobernadora de Tierra del Fuego, Fabiana Ríos.

El presidente de la Comisión, Ruperto Godoy (Frente para la Victoria), destacó durante la sesión en la base «la presencia permanente de la Argentina en la misión antártica» y ratificó la «voluntad profunda de nuestro país de ejercer soberanía en el Continente Blanco.

Godoy puso de manifiesto el compromiso de la Comisión de Relaciones Exteriores de Diputados con el cumplimiento del Tratado Antártico, al que en 1961 adhirió nuestro país, e hizo un especial reconocimiento del trabajo del personal argentino destacado en las bases y campamentos antárticos.

Godoy además abogó por una «asignación adecuada» en el Presupuesto para sus trabajos e investigaciones.

La gobernadora Ríos, a su vez, propuso «que se sigan haciendo estas sesiones para que la distancia con la Antártida se achique, que esté más cerca». La delegación se trasladó este viernes temprano a bordo de un avión Hércules C130 desde Río Gallegos hasta la Base Marambio, donde trabaja personal militar y científico y que sirve de enlace logístico permanente entre las distintas instalaciones antárticas con el resto del país.

Argentina otorgó una primera licencia para cazar focas en la Antártida ya en 1818, autorizó posteriores expediciones desde el Río de la Plata y desarrolla tareas ininterrumpidas en ese continente desde 1904, en la Base Orcadas.

En total, la Argentina mantiene seis bases permanentes: Orcadas, Marambio, Jubany, Esperanza, Belgrano II y San Martín, a las que se suman otras siete temporarias, que son Brown, Primavera, Decepción, Melchior, Matienzo, Cámara y Petrel.

Nuestro país forma parte del Tratado Antártico firmado en 1959, que entró en vigencia en 1961, con la participación inicial de una docena países que se comprometieron a usar el Continente Blanco con exclusivos fines pacíficos y científicos, sin renunciar a sus respectivos reclamos de soberanía.

La Base Marambio, levantada en la isla homónima en el sector del Mar de Wedell Norte, sobre una meseta a 300 metros sobre el nivel del mar, desarrolla tareas de investigación permanente sobre meteorología y estudios de capa de ozono y de alta atmósfera, en proyectos que aprueba el Instituto Antártico Argentino.

La Fuerza Aérea mantiene la base, asegura su logística y provee transporte con aviones Twin Otter y helicópteros Bell 212. La delegación oficial regresó esta misma tarde a Río Gallegos y emprendió el retorno a Buenos Aires durante la noche.

Fuente: Telam