·

Al final de los primeros entrenamientos Renault más cerca de McLaren, pero más lejos de Ferrari

Los primeros tests del año de la Fórmula 1 con todos los equipos han permitido comprobar que Renault está desandando el mal camino recorrido en 2007, que puede estar cerca de McLaren-Mercedes, aunque más lejos de Ferrari

Los primeros tests del año de la Fórmula 1 con todos los equipos han permitido comprobar que Renault está desandando el mal camino recorrido en 2007, que puede estar cerca de McLaren-Mercedes, aunque más lejos de Ferrari, y que al inicio de 2008 puede profundizar en el dominio exhibido en la parte final de la temporada pasada.

«Todavía es pronto para comparar nuestro rendimiento con el de los otros equipos. La buena noticia es que no hemos encontrado problemas», dijo Fernando Alonso tras hacer debutar el lunes al R28, el nuevo coche con el que desea devolver a la escudería francesa a lo alto de la parrilla.

Para que el español, que vuelve como «hijo pródigo» al equipo con el que fue campeón en 2005 y 2006, haga más valoraciones habrá que esperar a que el 31 de enero se presente oficialmente el monoplaza en París.

De momento, los datos que Renault se llevó de Valencia son positivos. No hubo averías y sólo el último día, el debutante Nelsinho Piquet se salió de pista. Alonso no tuvo dificultades, excepto cuando se quedó sin gasolina en una prueba de carga de combustible.

«Todo el equipo está entusiasmado. Es una sólida base sobre la que podemos construir los próximos días», señaló Christian Silk, ingeniero jefe de pruebas de la escudería francesa.
El primer día, Alonso hizo un simulacro de carrera con 17 vueltas. En el segundo, ya junto al resto de equipos, obtuvo el 6º puesto con un tiempo de 1.13,315 minutos. Los McLaren-Mercedes del probador español Pedro de la Rosa y del finlandés Heikki Kovalainen no bajaron de 1:13.

A 6 décimas se ubicó Kimi Raikkonen con su Ferrari y más lejos, a más de un segundo de Alonso, el otro Ferrari, el de Felipe Massa, el más rápido.

El segundo día, Alonso mejoró sus tiempos y estuvo cerca del McLaren de su «enemigo» Lewis Hamilton, a menos de tres décimas, pero de nuevo lejos de los Ferrari. Y aún más de Kovalainen, que impactó con un récord de la pista de 1:11,00 minutos.

El tiempo y en general los 3 días de tests evidenciaron que Kovalainen, con un coche competitivo, puede demostrar todo lo que se apuntaba de él cuando el año pasado debutó con Renault. Todo ello para «temor» de su compañero Hamilton y del patrón de las «flechas de plata», Ron Dennis, tras lo vivido el año pasado entre el inglés, subcampeón del mundo, y Alonso.

«Ya nos está impresionando», admitió Dennis sobre el finlandés en una entrevista publicada en la web oficial de la Fórmula 1. Más allá del tiempo de Kovalainen el miércoles, Raikkonen y Massa demostraron el mismo poderío de Ferrari que provocó la remontada final que dio el título al finlandés a final de 2007.

Valencia sirvió también para conocer el nuevo R28, que presenta como principal novedad la parte frontal y su ala, y que sitúa más peso en la parte delantera para ajustarse mejor a los neumáticos Bridgestone, el gran problema de Renault en 2007 tras años de colaboración con Michelin.

La mala temporada 2007 hizo que desde muy temprano se ocuparan en la fábrica de Renault en Enstone del R28. Por ello, no se trata de una evolución del coche, sino de un nuevo bólido que adopta muchos nuevos diseños y que es poco comparable al de 2007, con una figura más estilizada.

«Fernando es un gran piloto, pero necesita un buen coche y no sé si Renault está listo para ganar de nuevo. Soy un poco pesimista sobre sus posibilidades», aplacó la ilusión el italiano Giancarlo Fisichella, ex de Renault y ahora en Force India, en una entrevista con la nueva edición de la revista especializada «Autosport».

Faltan 50 días para que el campeonato arranque el 16 de marzo en el Gran Premio de Australia. Tiempo para que todos evolucionen sus coches. Entonces llegarán las primeras comparaciones válidas. De momento, se atisba dominio de Ferrari y recuperación de Renault.