·

El ajuste llegó a Provincia Seguros: Cierre de sucursales y despidos masivos

La emblemática compañía, propiedad del Estado bonaerense, comenzó un vertiginoso plan de ajuste. Sin aviso previo, cierra y desmantela sucursales en varias provincias. Entre las primeras afectadas estuvo Tierra del Fuego.

Lo que en los últimos meses parecía tan solo una situación aislada en la mayor compañía pública de seguros de país, hoy ya es una realidad del rumbo político que tomaron sus máximas autoridades, plenamente identificadas con el rumbo de la política nacional.

Desde Salta a Tierra del Fuego, los nuevos gerentes vinculados estrechamente con Cambiemos ven las sucursales y empleados de la compañía como un déficit que debe corregirse.

En este sentido a principios del 2018 comenzó a ejecutarse el plan de ajuste en Provincia Seguros cerrando la delegación que la compañía posee en la provincia de Salta, para luego seguir con Bariloche, posteriormente Tucumán y la semana pasada Tierra del Fuego.

Sin aviso previo, enviados de la compañía llegaron a la provincia para concretar el despido de los diez empleados de su plantilla y el cierre de las filiales que contaba en Ushuaia y en la calle Ameghino, en Río Grande.

 

Sin miramientos

Fuentes vinculadas a la compañía manifiestan un gran descontento por la forma en que se está realizando el plan de ajuste en la compañía, por la forma sorpresiva en que se operan los cierres de las oficinas y además manifiestan malestar en las distintas localidades por posibles negociados (según sus sospechas) entre las máximas autoridades de la empresa y algunos pocos productores que se estarían quedando con los clientes de Provincia Seguros, maniobra que –aseguran- podría derivar en reclamos e investigaciones judiciales posteriores.

Siguiendo con el plan de ajuste peligran las delegaciones de Córdoba, Mendoza, Santa Fe, Bahía Blanca, Misiones, Corrientes y Rosario.

Algunos gerentes que no estaban en un todo de acuerdo con la decisión de cerrar las oficias de Provincia Seguros en el interior del país y desvincular masivamente a empleados históricos de la compañía como así también concretar negociados de entrega de cartera a algunos selectos productores, finalmente fueron desplazados por otros gerentes afines a Cambiemos a quienes no les tiembla el pulso a la hora de realizar todas estas tareas.

Lo cierto es que la emblemática compañía de seguros parece quedar atravesada por la realidad política del país y sus negocios y empleados ya sienten duramente el impacto descarnado del ajuste.

 

..