·

En Tierra del Fuego es inimputable, pero la “vidente” del caso Sofía ayuda a la Justicia de Río Negro

A pesar de las contundentes pericias que señalan que Verónica de los Santos Contreras presenta alteradas sus facultades mentales, en la provincia patagónica todavía creen en sus poderes sobrenaturales.

En la provincia, quedan pocas personas que todavía respeten las “actividades” de Verónica Contreras de los Santos. Apenas un grupo de acólitos se mantiene firme en la creencia de que esta mujer posee poderes sobrenaturales y tiene vía directa con el “más allá”.

La propia Justicia de Tierra del Fuego, harta de los ataques a la familia de la pequeña Sofía Herrera, ordenó que se le realicen pericias y fue contundente al señalar que la autoproclamada clarividente “presenta una alteración morbosa de sus facultades mentales” y tiene “ideas patológicas persistentes que la apartan de la realidad”.

En Río Negro le creen

A pesar de las pericias realizadas por profesionales de la Justicia provincial, De Los Santos ha sido convocada por el Poder Judicial de Río Negro para colaborar en la búsqueda de Ricardo Estaban Machuca (32 años), quien desapareció el 4 de octubre sin dejar rastros.

De acuerdo a lo que consigna el medio regional “La Arena”, la “vidente” que saltó a la fama por señalar que Sofía Herrera fue asesinada por sus propios padres también aseguró que Machuca fue ultimado, aunque no aportó pruebas que validen su hipótesis.

El hombre trabajaba en un campo cerca de Gobernador Duval y luego de su desaparición no se supo más de él: en el campo quedaron los documentos y el celular del joven.

En un primer momento, efectivos de la policía local y bomberos rastrillaron la zona en un radio de 35 kilómetros y las inmediaciones del río Colorado pero no lo encontraron.

También se convocó a profesionales reales

Además del pedido de colaboración a Contreras, la Justicia de Río Negro decidió solicitar la colaboración de Marcos Herrero, un especialista en canes, que junto a sus perros Dulke y Halcón ya ha ayudado a resolver importantes casos, de resonancia nacional. Entre ellos, se destacan los crímenes de Micaela Ortega y Araceli Funes.