·

Polémicas declaraciones del ministro Gorbacz tras la agresión a supervisoras

El Jefe de Gabinete acusó al docente que atacó a dos supervisoras de Educación de no querer trabajar y aprovechó la ocasión para criticar el ausentismo en el sector.

Tras el escándalo desatado el martes en el Ministerio de Educación de Ushuaia, luego de que un docente agrediera a golpes a dos supervisoras, atacando a una de ellas a golpes de puño, el titular de la cartera educativa Diego Romero confirmó que el hombre fue separado de su cargo y se le abrió un proceso administrativo para cerciorarse de que puede seguir al frente de un aula.

Sin embargo, también se sumó al hecho el ministro jefe de Gabinete del Gobierno, Leonardo Gorbacz, que directamente acusó de no querer trabajar al docente y adjudicó a esto su reacción.

“El que no quiere trabajar tiene que renunciar y no andar pegándole a las mujeres”, disparó Gorbacz, sin dar a conocer las pericias psiquiátricas al hombre que ayer se desvaneció tras el ataque y que estuvo cuatro años sin trabajar debido a una licencia por largo tratamiento.

De esta manera, en lugar de llevar paños fríos a la situación y repudiar el ataque, el ex funcionario del PSP aprovechó esta nueva ocasión para referirse al ausentismo en el sector docente: “No vamos a retroceder con el control, porque el objetivo es restaurar la cultura del trabajo y proteger a la mayoría de trabajadores y docentes que se esfuerzan y trabajan todos los días”.